Relatos eroticos, Sexo, Sexo gratis, Videos porno, Fotos porno, Porno, Porno gratis, xxx

Relatos eróticos Marqueze. El Sexo que te gusta leer.

sexshop online Marqueze
Labor de costura en Anaïs modes   Era yo sólo tallo, tren viscoso, que tu ánima de túnel anhelaba, y, a tientas, palpo ciego, se orientaba dentro del laberinto sinuoso.   El embólico glande y el mucoso alveo vaginal que contactaba, cilíndrico apretón, se deslizaba en un ir y venir libidinoso.   Ese ceñido y lubricado abrazo de ambos, carnal aguja y agujero, lanzados al encuentro y desencuentro   iban cosiendo sobre el cañamazo las puntadas del hilo placentero que borda la pasión justo en su centro.   Aquella tarde Severine, de vuelta del burdel, no tenía prisa alguna. Nunca la tenía, pero aquella tarde Serizy daba un curso y se demoraría. La tocaba cenar sola, así que , en esa tarde de comienzos del otoño, decidió sentarse en la terraza de un café y dejar pasar las horas y los transeúntes.   La calle estaba poco animada; Severine pagó la cuenta con intención de marcharse cuando, de una calle lateral, se oyó de pronto un alboroto de voces excitadas: “¡Bandido! ¡A por él”. Carreras, y en la bocacalle apareció, acosado, fugitivo, en busca de escapatoria un chaval muy joven, de no más de diecinueve, delgado, ... leer más
  
categoría:
A esta hora sé cuerpo, aunque tengas un alma; sé reclamo de carne, lúbrica desmesura; sé renuncia implacable a la imposible calma y que, de sexo heraldo, se invista tu hermosura.   A esta hora sé cuerpo con hambre de entregarse, de ser vejada, herida, follada por el feo reptil que de mi cuerpo parece levantarse. Sea o no por amor sé tan solo deseo.   Unce mi orgullo de hombre a la lúbrica sima de tus piernas abiertas, retándome al embate, y siente, aunque te venza mi peso sobre encima, como tu cuerpo gana las mieles del combate …   Luego, al correrte, emite con gañido felino un himno a la lujuria alzada a lo divino.   El umbral de Anaïs Modes tenía para Severine/Belle de jour unas características que se podían entender como mágicas o como las de esos portales de los relatos de ciencia ficción que, al traspasarlos, nos introducen en un lugar completamente distinto y distante sea en el tiempo o en el espacio: un millón de años en el pasado o en el futuro, o a un planeta a miles de años luz de la Tierra. En el ... leer más
  
categoría:

Cornu2 (5ª Historia)

31 de marzo de 2014 0 comentarios
-Has vuelto tarde -dice el marido. -Cuando han acabado de follarme. ¿Qué quieres? -responde ella con tono rudo, autoritario, y le da un sorbo a la copa. Se agita el pelo. Es una mujer muy bonita.
  
categoría:

Dos mujeres en una

30 de marzo de 2014 0 comentarios
por Toxxico
Tengo tu perfume en todo mi ser... inclinada sobre mi, yo sin camisa, tu mano apretando mi duro pene, dirijo mi mano por debajo de la falda, pero no me dejas... quitas mi mano con un gesto firme... mientras lames y haces lo que quieres en mi pecho..
  
categoría:

swinger

29 de marzo de 2014 0 comentarios
por BrBi
Me encanta tocarme...me encanta el sexo... los hombres...sus picos y sus culos. Hoy en la tarde, traté de inventar algo para escribir...algo que me diera placer, a parte de sentir excitación instantánea mirando porno. Pues, que si pensé en una escena muy rica que me a mi me gustaría. Me gustaría que estuviese yo producida, maquillaje, peinado, con una mini cosa con tiritas por las laterales y arriba un encaje de adorno que no tiene tapa y solo contorna los senos, los tengo al desnudo. Sobre eso, un lindo bluzón con tacones negros agujas. Los invitados a la casa son una pareja de amigos y nos espera una noche de buen vino, música y ambiente relajado. Tengo a mi mino, que me encanta, nos coqueteamos con miradas, tenemos códigos claros de que estamos excitados pensando que va resultar de toda esta noche. Los amigos son divertidos,  van bajando las luces de la casa y se va poniendo temas para bailar más sexy y apretado. La chica que está ahí la llevo al baño un rato para tantearla...le pregunto, tu mino ... leer más
  
categoría:
Diana y Alfredo; Amigos de verdad (Parte 6). Hola Como ustedes saben……..el morbo es algo increíble. Nos atrapa en sus redes y casi nadie se libra de él. En el tema sexual, el morbo no es una excepción y lo confirme cuando mi amiguita me dijo: “Hay amiguis, que difícil es para las mujeres…cuando probamos una verga…..no podemos dejarla de seguir probando!!! Sin que ella lo supiera, en mi silencio le di la razón! Cuando mi amigo Alfredo logró cogerme por primera vez, y su verga estuvo tocando directamente los labios de mi cuquita…….ufffff……que difícil me resultó rechazarlo!!!!, por el contrario, fui yo misma quien empujo hacia adelante buscando que esa verga se me fuera hasta el fondo!!!! No debo negar que bastó con coger con él, para volverme loca de placer y animarme a sentirlo enloquecido, cogiéndome y disfrutando de mi!. Cuando estaba sola en mi casa, juraba no volver a repetir esas infidelidades, pero de pronto los recuerdos y las imágenes me llenaban la mente y me daban ganas de volver a sentirlo en mí, para que me dejara rendida ... leer más
  
categoría:
por azoto
Era un heterosexual que vivia solo. Era un caluroso dia de verano, y me habia pasado el dia en casa mirando porno. Me habia pajeado un par de veces, pero era de aquellos dias que queria mas, asi que llamé a una prostituta para que viniera a casa. Aquel dia me apetecia darle por detras, asi que busque "sexo anal". Encontré una chica cubana y la llamé. Al cabo de una media hora llamaron al timbre de mi casa, pero mire por la mirilla y vi que era un chico mulato. Abrí: - Hola...quien eres? - Soy Roberto, me han llamado de aqui para hacer un servicio. - No, perdona...yo pedí una chica..asi que ya te puedes ir. Fui para cerrar la puerta pero él la paró. Intenté apretar pero no podia, era mas fuerte que yo. Empujó un poco y me tiro al suelo y entró dentro de casa. Enseguida cerró la puerta con la llave, y se la puso en el bolsillo. - A mi me han llamado por un servicio de sexo anal y vengo para eso. Asi ... leer más
  
categoría:
El cornudo de sí mismo – 2   Ya corre de boca en boca la fama de la ramera; y entre los puteros era su esposo quien más la invoca.   A sus vecinos convoca a retozar con la hetera sin que el cornudo supiera que su deshonor provoca.   Y con tanta propaganda la clientela rebosa a la furcia a toda hora:   Nunca tan grande demanda tuvo una gentil raposa como tiene su “señora”.   Y, aunque el marido lo ignora, se jacta y paga la cuenta, tras cada lid folladora nueva asta pecadora exhibe en su cornamenta.       Pierre Serizy inició inquieto la nueva semana. Andaba pensativo y distraído. La sesión de placer tenida con la hermosa e inquietante pupila de Anaïs, por más que hubiera satisfecho sus deseos, no había cumplido la función relajante que esperaba por cuanto le había calmado los apetitos que llevaba, pero le había suscitado otros que antes no tenía. Y se sorprendía pensando en ella más de lo que hubiera querido. Y el caso es que reconocía que la bella lo era en grado sumo, y además lasciva, y a la par perversamente ingenua y atrayente; pero era tan sólo ... leer más
  
categoría:
por charlyO
Me acerco su espalda y poco llego hasta sus caderas, ella abrió sus piernas ligeramente, inicie frotando su sexo con mis manos, ella se relajó, metí uno de mis dedos suavemente en su sexo, mi amigo se acercó medio su mano en la parte superior, acariciando sus hermosos pechos, ella no se hacía dado cuenta que 4 manos la acariciaban.
  
categoría:

Noche de Carnaval

24 de marzo de 2014 1 comentario
No pude evitar mirarlos puesto que no formaban una pareja común. La manera que tenían de besarse y acariciarse estaba más allá del simple deseo físico, por lo menos eso pensé entonces. Yo pasaba junto a una multitud de gente que caminaba detrás de un grupo musical. Parecía que aquello fuera una tradición incomprensible, o una manera de celebrar el carnaval. Tuve que salir de aquel desfile para poder observar detenidamente. Uno de los chicos era alto, bastante moreno. Al principio me imaginé que era extranjero. Usaba jeans y una playera ajustada que dejaba ver su torso cuidado por el ejercicio. El otro chico era un poco más bajito y joven, de tez blanca y cabello lacio y de color claro. Estaba recargado en la pared de lo que parecía un mercado, mientras el chico moreno recargaba su cuerpo en el suyo, frente a frente.  En algunos momentos paraban de besarse y se decían algunas cosas al oído y sonreían. El chico moreno tomaba al otro de la barbilla para poner esos labios blancos y ... leer más
  
categoría:
Pages: 1 2 3 4 5 6 7 8 ... 2649 2650 2651 2652 Siguientes »

Bienvenido a la mayor comunidad de escritores de relatos eróticos


Copyright © 2008. Gestores Profesionales de Contenidos Digitales S.L.
Todos los derechos reservados