Relatos eroticos, Sexo, Sexo gratis, Videos porno, Fotos porno, Porno, Porno gratis, xxx

Relatos eróticos Marqueze. El Sexo que te gusta leer.

Bonata charra: Pura Reata

11 de octubre de 2003

Una tarde de placer con dos Militares que me hicieron “ver las Estrellas”.

Era una tarde lluviosa de Viernes… Salía de una Comida con unos Clientes y regresaba a mi casa para descansar… La semana había sido tediosa… Mis intenciones eran descansar todo el fín de semana… Leer, ver un rato las Series Divisionales del Béisbol y Oír un poco de Música… Pase al Mixup de Pabellón Polanco y compré los últimos Discos de Coldplay y de Placebo… Esa música me acompañaría todo el fín de semana… Al salir del Centro Comercial subí por Ejército Nacional para salir al Periférico y enfilarme hacia mi departamento.

En la esquina del Periférico y Ejército Nacional había dos Militares que me llamaron la atención… Los dos morenos, uno de ellos alto y delgado y el otro mas chaparro pero muy trabado… su casaca verde y sus gorras denotaban su procedencia… Me gustaron, al grado que dí la vuelta a la grande manzana para poder verlos de nuevo y ahí estaban… me acerque a ellos y desde mi Coche les pregunté hacia donde iban… ellos respondieron que al Metro Chapultepec… Con una sonrisa en la boca les dije que los llevaba ya que yo iba hacia la Condesa y me quedaba de Camino… Los dos militares se miraron mutuamente y sonrieron.

Sobra comentar a ustedes lo que sucedió en el coche ya que descaradamente me insinué a ambos Militares… Ellos primeramente como que no entendieron mis propuestas ya que pensaban que era solo cotorreo y hechar unas cervezas pero cuando fui mas explícito en lo que yo pretendía los dos sonrieron y uno de ellos, el chaparro y trabado me dijo “Asi que quieres tu Botana Charra”… Yo lo miré sin saber que contestar… El miró mi cara de duda y me dijo “Si… quieres pura Reata” y enseguida ambos soltaron sonora carcajada.

Después de las pláticas de rutina supe que ambos eran primos. Javier era de tipo atlético, moreno, delgado y mediría 1.80… Leko (sabrá dios si era su verdadero nombre), era de complexión tronadona, muy moreno, con unos pectorales que enseguida me llamaron la atención… mediría tal vez 1.65… era de esos tipos que son como un cubito… Ambos tenían 22 años y eran de Oaxaca… Ninguno de ellos había tenido algún tipo de encuentro Gay, pero a los dos se decían eran muy calientes y cogelones y a ambos les encantaba el “chimuelo”, como ellos lo llamaban… Los dos llevaban un mes en cuartel y andaban muy “Jariosos”… En el trayecto platicamos de muchas cosas… para ambos era su primera vez con un hombre… Ellos me preguntaban ¿Cómo se siente? ¿Te gusta? ¿Cómo? ¿Dónde?… Al ir contestando sus cuestionamientos mi excitación aumentaba… Yo nunca había estado con dos chavos a la vez y eso me excitaba aún mas. Ellos por su lado como que se sentían acompañados en su “miedo”… Nos paramos en el camino a comprar una botella de Tequila, un tubo de lubricante y unos condones…

La Botana Charra

Fuimos a un Hotel por el área de la Colonia Roma ya que no creí conveniente ir con ellos a mi Departamento y al llegar al cuarto cerramos la puerta con los TRES candados y suspiré… tenía ante mí a aquellos dos militares bien calientes… Comenzamos a tomar unos tequilas y seguimos nuestra plática…. Sus comentarios eran muy cachondos… Yo estaba ya muy caliente de ver a ese par de hombres junto a mí, así que decidí comenzar ya que ellos parecían nerviosos… Les pregunté sobre ¿Quién la tenía mas grande?. Leko contestó que Javier y entonces me acerqué a Javier y le pedí que me la dejara ver… Javier sonrió y en pocos segundos tenía yo su verga dentro de mi boca. Me olvidé un poco de Leko quien se levantó para desvestirse mientras yo estaba pegado a la verga de Javier que era una verga de unos 16 centímetros, algo delgada, morena con una cabeza muy roja, pero que estaba dura como una roca. Yo estaba desesperado y mamaba locamente aquella verga que me sabía a gloria. Por un momento me detuve y deje que Javier se bajara completamente sus pantalones. Leko se acercó a mi y me dio a mamar una verga negra bastante pequeña, tal vez 13 centímetros, pero muy gorda… yo diría que extremadamente gorda y cabezona, parecía un champiñón. Yo me la metí a la boca y sentí de nuevo aquel sabor a verga solamente a verga. Me la metí por completo hasta la garganta y mis labios tocaban sus pelos púb

icos. Leko me tomó de la cabeza y me dijo asi… asi… toma tu botana…. Mientras tenía hasta el fondo de mi boca la verga de Leko, movía mi lengua lo que hacía que el fortachón soplara. Me saqué la verga de Leko de la boca y sonreí y le dije ¿Te gusta verdad?, el sonrió. Me senté entonces en el sillón y ambos muchachos se pararon frente a mí dándome a mamar su verga. Primero la de Javier y luego el champiñón de Leko. Mamaba furioso una verga y luego me abalanzaba sobre la otra. En algún momento decidí meterme las dos vergas a la boca mientras con mi lengua les daba un masajito. Paré de mamar las vergas y les pregunté a los muchachos que como se sentían… Leko dijo Estoy a punto de venirme… Javier me dijo que todavía él no… Les pregunté ¿Dónde quieren venirse?… Leko sopló y me dijo Mamala… mamala, así que decidí acabar de una vez con Leko y comence a mamar su verga en forma tranquila para luego metermela toda a la boca. Leko me tomó de la cabeza, jaló de mis cabellos y dijo fuertemente .. ahí va tu leche… yo seguí dando lengua a su champiñón mientras sentí como mi garganta quedaba totalmente inhundada de riquísima leche caliente… Leko gemía y apretaba mi cabeza contra su tranca… Fueron varios lechazos los que Leko soltó mientras yo seguía pegado a su verga, succionando hasta la última gota de leche fresca… Leko soplaba y decía fuertemente Ya… ya… pinche putito… ya… ya… y yo no quería dejar de disfrutar ese manjar hasta que sentí como Leko perdía erección y entonces saqué su verga de mi boca enseñándole mi lengua llena de lechita la que tragué lentamente. Javier estaba junto a mí y estaba jugando con su verga en la mano, así que me prensé de ella y la mamé hasta que él también soltó su leche en toda mi garganta… Cuando se vino, Javier soltó una carcajada y un fuerte soplido… Soltó mucho mas leche que Leko y su sabor era mas salado… era mas espesa…. Saqué lentamente la verga de Javier de mi boca y luego la exprimí hasta terminar con la última gota que salió Después de ese par de lechazos, me levanté para ir al baño a prepararme y mientras dejar que ambos militares descansaran un poco… Cuando regresé, tanto Leko como Javier estaban acostados viendo la tele completamente desnudos… Por primera vez ví el cuerpo de Leko completamente desnudo… sus pectorales eran de agasajo y sus nalgas una maravilla… Se notaba que el militar hacía bastante ejercicio y su piel morena completamente lampiña brillaba como una estrella…. Cuando me vieron los dos se levantaron como resortes. Yo no estaba completamente desnudo sino que tenía mis boxers puestos. Me acerque a Leko para tomarle la verga y cuando me la metí a la boca el militar me agarro del pelo y sonriendo dijo “Te gustó mi pito… ¿Verdad?…” Yo no podía mentir… Solamente sonreí… Toque sus pechos… duros como una roca… le mamé cada uno de los pezones… bajé lentamente hasta su ombligo y jugué con él un rato… Javier rompió el silencio cuando le dijo a su primo “… Pinche Leko… dale por el chimuelo…”… Leko respondió y dijo… “Chingue su madre si no lo aguanta”… Yo tomé la verga del militar y le puse lubricante así como un Condón… le dí un par de lamidas a aquel instrumento y me puse en la orilla de la cama en posición perrito y le dije a Leko… “Métemela… hazlo suavecito… “… Enseguida sentí como Leko se puso tras de mí y con su verga apuntó a mi agujero… presionó y su cabeza entró en mi ser… Yo solté un chirrido al momento en que el Militar me dio una nalgada diciendo “…No se raje… ai le va”… Leko metió poco a poco su grueso instrumento hasta que sentí como sus huevos chocaban mis glúteos… Leko comenzó a moverse y yo paré los movimientos diciéndole “… espera un poco que me duele”… Leko rió y dijo “… pinche puto estás bien apretado”…. “te voy a deshacer el chimuelo”… Los gestos en mi cara de dolor pasaban lentamente al momento en que sentí un enorme placer al ser cogido por aquel Militar… Javier se sentó enfrente de mí, dándome a mamar su instrumento.

Yo apreté mis nalgas cuando sentí a Leko comenzar a moverse dentro de mi culo… Javier estaba justo frente a mí y yo con su verga dentro de mi boca la cual no estaba mamando de manera

fuerte sino que solamente jugaba con ella y succionaba el sabroso liquido seminal que le salía de la punta. Yo sentía como su verga pulsaba dentro de mi boca… Leko comenzó a moverse mas rápidamente mientras dijo … No mames… siento que me quema este pinche culo… Leko sacó su verga de mi ano y abrió mis nalgas diciendo … pinche putito… ya te deformé el chimuelo…. Yo le dije entre un sollozo Metemela y de un solo empujón la metió toda mientras yo pujaba y solté un grito y luego con fuerza empujó para que su verga penetrara rápidamente. La verga de Leko entró por completo en mi culo aprisionando todas mis paredes, yo solamente cerré los ojos y apreté la mandíbula para que pasara un poco el dolor y comenzara el placer y Leko dio otra nalgada mientras con su mano abría mis nalgas… De repente Leko empujaba su verga hasta el fondo de mi culo y yo sentía un inmenso placer ya que estimulaba mi próstata… Leko se movía mas rápidamente y fueron tal vez un par de minutos de un mete y saca muy fuerte… Yo gemía de placer mientras apretaba los músculos de mi culo… Leko empujaba con mas fuerza mientras soplaba y decía groserías… Pinche puto… mira como te tengo bien cogido… Los movimientos se aceleraron al momento en que Leko gritó fuertemente… Me veeeeenggooooooo…. y se vació dentro de mi ser… Sin que mediara descanso alguno, Javier se paró de donde estaba y le dijo a Leko… dame chance… … Leko sacó lentamente su instrumento y Javier que también se puso un condón, me levantó con fuerza y me pidió que me acostara en la cama boca arriba levantando mis piernas sobre mi estómago y dejando libre todo el camino libre para una buena cogida& Yo le dije despacio por favor… Javier sonrió y dijo estás bien abierto… te la vas a tragar enterita y poniéndose enfrente de mí, tomó mis piernas y las apretó sobre mi cuerpo de tal manera que mi culo quedó a su altura y él inclinándose un poco apuntó con su miembro a mi ano, el cual penetró con su cabeza… Mi ano estaba completamente lubricado y dilatado así que dí cabida de inmediato al pene de Javier… Solté un grito y luego empecé a moverme al compás del ritmo que marcaba Javier… Poco a poco Javier hacía sus movimientos más rápidos y me decía& Muévete putito que mientras mas te mueves mas verga te clavas&! Javier sopló y dijo&. Así me gusta&. Así quería cogerte& Los movimientos cada vez eran más rápidos y sentía la fuerza del militar en cada empujón que daba& sus manos entre mis piernas hacían que yo no pudiera moverme y yo solamente me puse relajado para sentir el inmenso placer que me estaba dando Javier con una cogida como nunca antes lo había hecho. Javier embestía con mas fuerza al grado que lograba meter toda su verga en mi culo… Javier era una bestia furiosa que se movía sacando y metiendo su enorme verga de mi culo y que nada iba a detenerlo… Yo pensé que estaba próximo a venirse pero no fue a sí… Sus arremetidas cesaron sin que el Militar se viniera y llamó a su primo Leko… Leko estaba completamente sudado de la recién cogida que me había dado… Me impresionó su físico nuevamente ya que tal vez llevaba unos diez minutos de haberse venido y ya estaba otra vez con su pene en mano y bien erecto… Javier sacó su verga de mi ser y me pidió que me levantara… Javier se acostó en la cama y hacia la entrada de mi culo… Puso la punta de su verga en el culo y me pidió que pujara… Así lo hice mientras Javier sacaba un poco su instrumento… Lentamente entró parte de la cabeza de Leko en mi ano… Grite fuertemente al grado que Javier tuvo que taparme la boca para evitar problemas… Sentía como si un puño entraba en mi ser… Como mis pliegues del culo se dilataban al máximo y un ardor invadía toda la zona de mi ano… Leko apretó de nuevo y me trague mas de su instrumento mientras Javier se movía en forma circular… Leko tomó mis piernas y lentamente se recostó sobre mí… Su cabeza quedaba justo en mi cara… veía claramente sus gestos y los soplidos que daba… Yo sentí un ardor intenso pero Javier me abrazó aún mas diciendo… “trágatelo todo…”… Leko se apoyó en la cama y metió un poco mas su verga… Yo grité nuevamente y les dije “… me van a matar…”… Javier sonrió y dijo… “te vas a cagar toda la semana”… Leko com

enzó a moverse lentamente mientras yo gritaba y unas lágrimas salían de mis ojos… Comencé a moverme tratando de safarme pero lo único que hice fue que Javier me abrazara y con una de sus manos me tapara la boca mientras Leko metía mas su instrumento dentro de mi ser… Ambos militares comenzaron a moverse… yo sentía ardor y a la vez unas ganas de cagar inmensas… Los miembros de los militares tocaban mi próstata y comencé también a sentir placer… Leko presionó y logró meter su gorda verga hasta lo mas profundo de mi ser… La doble penetración era dolorosa pero al ver la cara de satisfacción de Leko no pude mas que abrazarlo… Los dos se movieron lentamente y en cosa de segundos Javier se vino dentro de mi ser… sentí sus pulsaciones y como poco a poco su verga perdía erección dentro de mi culo… Leko aceleró sus movimientos y en el momento que sacó Javier su verga sentí un alivio inmediato… el culo ahora se ajustaba a la gorda verga del oaxaqueño… Leko arreciaba sus movimientos y yo le pedía a gritos que terminara, pero él tardó otros cinco minutos de continuo mete y saca para venirse… un poco antes de su venida, sacó su verga de mi ano y se quitó el condón, acercándomela a la cara… Yo instintivamente abrí la boca mientras el dijo “Yaaaaaa…. yahhhhhhhh”. Yo cerré los ojos y sentí como los lechazos que salían de la verga de Leko iban a parar justo en mi cara… El hacía como si estuviera disparando una pistola “Ahhhh… uhhhhh…. grrrrrr” mientras sus lechazos caían en mi frente, mi pelo, mi boca, mi nariz, mi boca… Parecía que era una fusilada que no acabaría… Tal vez unos cinco lechazos… sentía yo la cara llena de leche caliente y al no oír mas disparos abrí los ojos para apreciar justo frente a mí una verga completamente deslechada, una tremenda cabeza morada con algo de leche saliendo todavía de su orificio… Leko soltó una carcajada y me dijo “Ahora sí te va a quedar la cara lisita, lisita”… Con mis manos toqué mi cara y pude sentir que estaba completamente cubierta de leche caliente que comenzaba a enfriarse… Mientras Leko y Javier se reían al verme escurriendo leche, yo me levanté y fui al baño a lavarme la cara antes de que esa lechita se convirtiera en engrudo…

Regresé al cuarto y los primos se vistieron, me dieron su teléfono y se despidieron de mi diciendo gracias…

Solamente dejaron su aroma, el sabor pastozo de sus mecos y su recuerdo de la mejor cogida que he tenido en mi vida.

Cualquier comentario es bienvenido en mi Correo electrónico: juan_carlos_hoff. hotmail.com

Autor: juan_carlos_hoff

juan_carlos_hoff ( arroba ) hotmail.com

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
  
categoría:

Ningún comentario »

Aún no hay comentarios

Canal RSS de los comentarios de la entrada | URL para TrackBack

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para hacer comentarios.

Bienvenido a la mayor comunidad de escritores de relatos eróticos


Copyright © 2008. Gestores Profesionales de Contenidos Digitales S.L.
Todos los derechos reservados