Relatos eroticos, Sexo, Sexo gratis, Videos porno, Fotos porno, Porno, Porno gratis, xxx

Relatos eróticos Marqueze. El Sexo que te gusta leer.

Todo empezó cuando yo salí una vez de la Universidad, mi tío, hermano mayor de mi mamá se encontraba de viaje y su esposa (mi tía) se quedó sola en casa con sus hijos que aún están muy pequeños, de 4 y 6 años de edad que puedo decirles, mi tía está muy bonita, se podría decir que muy buena, tiene un gran culo, unas grandes tetas, en fin desde hace tiempos me la había querido tirar y nunca pensé que esa oportunidad se presentaría algún día. Siempre le dediqué a ella mis pajas de vez en cuando.

Todo empezó cuando un día que salí de la U, mi tía me habló al celular para decirme que fuera a casa de ella para que le ayudara con una tarea que no podía ayudarle a hacer a mi primito y yo sabiendo que no se encontraba mi tío en casa me emocioné de poder estar a solas con mi tía aunque sabía que no podría pasar nada entre nosotros. Cuando llegué mi tía me abrió la puerta, andaba con una ropa que al solo verla se me paró mi verga, en esos momentos yo solo me imaginaba lo lindo que sería follármela algún día, ¡¡se le notaba muy bien su concha!! Empecé a ayudarle a mi primito con la tarea, el estaba en preparatoria y yo ya estaba en la Universidad estudiando Ingeniería Civil por lo que para mí esas tareas no significaban ningún problema. Terminé de ayudarle con la tarea a mi primito, aún recuerdo que era una tarea en inglés y fue por eso que mi tía me llamó porque sabía que yo hablaba muy bien el inglés.

Cuando terminamos mi primito se fue a ver la televisión, en su inocencia se fue a ver programas infantiles. Mi tía se quedó hablando conmigo, yo no podía disimular el dejar de verla ya que andaba vestida de una forma tan provocativa, se podría decir que mi verga estaba bien parada, ella lo notó y se me acercó y me dijo: he notado que últimamente me ves de una forma muy atrevida y me empezó a tocar las piernas, yo no sabía que hacer, luego me dijo: crees que no he notado que te me quedas viendo como un pillo, me agarró la cara y me dio un gran beso, nos besamos así un gran momento en la boca, yo no podía creer, estaba besándome con mi tía que estaba tan rica, luego me dejó de besar y se quitó su camisa y me dejó al descubierto su brassier, se lo quitó también y me dejó al descubierto esa tetas hermosas y deliciosas que desde hace tiempo yo había querido ver, yo no sabía que hacer, me quitó mi camisa y empezó a besarme por todos lados, luego yo la besé nuevamente en la boca y dirigí mis manos hacia su pantalón y se lo empecé a desabrochar y luego se lo bajé, ella se bajó su calzón y quedó desnuda ante mí, yo no lo podía creer, mi verga estaba a mil, me bajó el pantalones y se notaba mi erección en el calzoncillo, me lo tocó, me lo bajó y mi verga quedó al descubierto, estaba toda roja.

Mi tía se le quedó viendo y me dijo, que polla tan grande tienes, la de tu tío no es tan grande, me excita tu polla, me la comeré sobrinito, y me tumbó en su cama, me la empezó a mamar como toda una puta experta, no lo podía creer, me llevaba al cielo, yo miraba estrellas, no lo podía creer, mi tía me estaba mamando mi verga en su propia cama y en la de mi tío, ayyyy, ayyy… sentía que me iba a venir y se lo dije, y entonces se detuvo, me dijo primero te corres en mi vagina y después en mi boca… ¿Ok?, Esta bien le dije, tumbado en la cama se puso encima de mí, no lo podía creer aún, tenía a mi tía pelada toda para mí, tomó mi verga, se la introdujo con cuidado en su conchita, de pronto toda estaba adentro, huuuyyyy… que rico era para mí sentir mi polla en los más profundo de la cueva de mi tía, ayyyy empecé a embestirla con ganas, no lo podía creer, ayy, ayyyyy, aaaaahhh, ahhhhh, ella cerraba los ojos, los retorcía de placer, de pronto empezó a gemir… yo la seguía embistiendo, mi polla estaba entrando en lo más profundo de su conchita ambos gritábamos,

gemíamos, ahhh, ahhh… mi tía me decía: fóllame, fóllame, ahhhh, ahhhhhh, ayyyy, ahhhh Que bien que lo haces… córrete en mi vagina sobrino… ¡¡¡Córrete en mi vagina, córrete, que se venga esa leche, dame un hijo tuyo!!! ¡¡¡Quiero tener un hijo tuyo!!!!! ¡¡¡Lo haría pasar como si fuese de tu tío!!! ¡¡¡Nadie se dará cuenta!!!! ¡¡¡Dame todo tu semen!!! Ayyyy, ahhhhhhhhh.

Todo eso me excitó más y empecé a embestirla con más rapidez y con más ganas y entonces la tomé de la cintura, creo que mi verga llegaba hasta su útero, yo solo le miraba su pelos púbicos y su rica cintura, se le miraba la cesárea producto del nacimiento de mi primito de 4 años, con mis manos le toqué el culo que desde hace tiempos deseaba y la embestí aún más tomándola de la cintura cuando de pronto sentí como me venía y ambos nos vinimos al mismo tiempo y soltamos un profundo grito de placer que no me importó que lo oyeran mis primitos (porque lo más seguro es que ese grito lo oyeron), mi semen salía a chorros dentro de su rica y deliciosa vagina, toda su vagina quedó inundada de mi semen, vi la cara de placer de mi tía, me inundaste sobrino, me mojaste toda por dentro, ella cerró su ojos y dijo: Aaaaaaaahhhhhhhhhhhhhhhhh, yo sentía como mi leche seguía saliendo.

Después ambos empezamos a reírnos de lo que había pasado entre nosotros y quedamos en que se repetiría, ahí me quedé a dormir esa noche y fue la primera vez que dormí acostado con una mujer. Mi tío se encontraba muy lejos por lo que nunca se daría cuenta. Ese ha sido el día más feliz de mi vida, creánmelo. No me lo creerán, pero al mes mi tía me habló y me dijo que se había sentido mal de salud últimamente y que tuvo que irse a hacer unos chequeos al hospital y resulta que estaba embarazada, me dijo que el bebé era mío ya que no había hecho el amor con mi tío, yo no lo podía creer, me sentía feliz por una parte y por otra me sentía raro ya que había embarazado a mi tía en aquella noche en la que ella misma me dijo que quería darme un hijo. No lo podía creer, yo les iba a dar un hermanito a mis primitos, ese bebé era hijo mío.

Me afligí porque imagínense que mi tío se diera cuenta, pero él no sabia que mi tía estaba embarazada, pero ella muy astuta, tuvo que hacer el amor con mi tío según me contó y así después le dijo a mi tío que estaba embarazada y este ingenuo se creyó que era hijo de él, es claro pues, no se imagina lo que pasó entre su esposa y yo.

Ya pasaron los nueve meses, ya nació el niño y todos están contentos con el bebé, mis primitos están contentos con su nuevo hermanito, mi tío con su nuevo hijo, y todos los demás familiares. Esto quedó como un secreto entre mi tía y yo, y lo será por siempre, ese niño es mi hijo, lo digan o no si yo no me hubiera corrido en la vagina de mi tía aquella noche el bebé no hubiera nacido, quiero mucho a mi hijo y siempre estaré pendiente de él. Espero les haya gustado.

Autor: Ricardo rero18 (arroba) walla.com

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
CUANDO ME FOLLE A MI TIA Y LA EMBARACE, 9.5 out of 10 based on 11 ratings
  
categoría:

Ningún comentario »

Aún no hay comentarios

Canal RSS de los comentarios de la entrada | URL para TrackBack

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para hacer comentarios.

Bienvenido a la mayor comunidad de escritores de relatos eróticos


Copyright © 2008. Gestores Profesionales de Contenidos Digitales S.L.
Todos los derechos reservados