Relatos eroticos, Sexo, Sexo gratis, Videos porno, Fotos porno, Porno, Porno gratis, xxx

Relatos eróticos Marqueze. El Sexo que te gusta leer.

EL PORTERO

22 de junio de 2002

Gay. De cómo empezó a darse cuenta que le atraían los hombres y como gozó su primera experiencia sexual

Esta es mi historia, yo recién cumplí los 17 años y eran mis

vacaciones de verano, mi padre me metió a trabajar a un negocio de rentas de

videos y me la pasaba bien era de mi tío, pero a la semana de laborar ahí

llego a mis manos un vídeo porno de tipo gay, y me lo lleve a la casa por

simple curiosidad, cual es mi sorpresa era de un maestro que seducía a uno

de sus alumnos, realmente me confundió, ya que la primera parte era

realmente cachonda, no pornográfica, después, viene lo bueno, termine

masturbándome, al final me dormí. Al otro día al salir del vídeo e irme a

casa, que por cierto era un departamento en una zona exclusiva, había un

departamento por piso, eran 8 y la azotea, donde habitaba el portero, en el

camino iba confundido, iba con pensamientos eróticos de tipo gay, y me dije

no esta bien, llego al portal del edificio y me recibe Jorge el portero, un

hombre de 29 años atractivo, de tipo muy latino, bigote, y amplios

pectorales, brazos y muslos fuerte, yo lo vi con otros ojos mas bien de

lujuria, llegue a mi casa asustado, porque me le quede viendo a su verga y

el se había dado cuenta.

El fin de semana siguiente mis padres iban a un rancho cerca de la

ciudad, yo no pude ir porque el sábado iba a laborar, al llegara a casa

después del trabajo, como a las 8:45 P.M., él me recibe con una sonrisa

seductora y pícara yo nervioso, le correspondo, y llego a mi casa y noto que

no había energía eléctrica, y llamo a Jorge para que vea porque, el viene y

la arregla yo estaba con mi mente en otro lado pensaba que me pasa porque me

atrae un hombre?

Y Jorge me dice:

-Te pasa algo?

Yo le digo no le que pasa es que me duele el cuello y los hombros, a lo que

Jorge dijo:

-Si quieres te doy un masaje?

Yo le dije sabes darlo? Y el respondió que si y se puso atrás de mi y

comenzó, y lo sentía mas bien como manoseo y cachondeo, realmente tuve una

erección, Jorge se dio cuenta y acerco sus labios a los míos y me beso, me

vio y me volvió a besar, yo me quede inmóvil del miedo que tenía, no sabía

que hacer, y el dijo:

-mejor me voy estas en la luna, pero si se te "ofrece algo" llámame o

búscame en la azotea en mi cuarto, estoy a tu entera disposición.

Yo me quede muy nervioso con ganas de llamarle y decirle que quisiera

perderme en sus brazos fuertes, total que quise olvidar el rato y me fui al

bañar, eran como las 11 de la noche, cuando me entra una cachondez y me

decido ir a buscarlo me puse unos jeans y una playera y subo a la azotea,

llego y esta abierto su cuarto, temblando entro, y sin hacer ruido lo veo

que estaba sin camisa luciendo sus pectorales, con un pantalón ajustado, se

da cuenta que estoy en su terreno y dice:

-Sabía que vendrías chiquillo.

se me acerca y me besa, pero de manera distinta, estaba como hambriento, me

devoraba a besos, pero esta vez yo le correspondí, sus manos recorrían mi

cuerpo virgen y deseoso de caricias, de repente se detiene y me dice:

-En realidad quieres hacerlo?

Yo le dije si, y me volvió a besar yo me entregaba por primera vez a un

hombre, seguía besándome y no me di cuenta, pero ya no tenia la playera, mi

entrega era total, estaba a su merced, me desnudo por completo y se agacho a

la altura de mi verga y la introdujo en su boca y la chupo lentamente, era

obvio que yo volaba era mi primera experiencia sexual, mientras sus labios

subían y bajaban su lengua me proporcionaba un placer enorme en el glande,

sin embargo el no dejo correrme. Subió y volvió a besarme, y mientras mordía

uno de mis lóbulos, me dijo:

-Quiero poseerte tanto por la boca, como por el culo.

Yo no dije nada y Jorge interpreto esto como el dicho el que calla otorga, y

sus manos seguían recorriendo mi cuerpo, y yo por instinto fui lamiendo sus

pectorales, mordí suavemente sus pezones, y baje lamiendo todo su duro

abdomen, ah mi entretuve, mientras le iba desabrochando el pantalón, se lo

quite y lo deje solo en su bikini blanco, con mi lengua lamí un rato su

abdomen y luego con mis dientes tome del elástico del bikini y la fui

bajando hasta quitárselo por completo, para luego subir lamiéndole una de

sus piernas mientras mi boca se dirigía lentamente al premio mayor una

hermosa verga de 22 cm. Circuncidada y abrí completamente mi boca para que

fuera poco a poco penetrado por ese apetecible miembro, no me entraba todo,

tenía arqueadas, pero despacio fui penetrado por la boca logrando con la

ayuda de Jorge que mi nariz topara con sus vellos púbicos, al no batallar

mas comencé un mete saca lento, y Jorge solo me decía:

-Así mi putito trágatela toda y pronto obtendrás tu premio.

Mi mamada lo debe haber puesto muy caliente porque sujeto mi cabeza, y me

embestía como un loco, yo lo seguía el ritmo tomándolo de las caderas

empujándolo hacía mi hasta que se corrió en mi no alcance a saborear su

semen por se fue directo a mi garganta, pero disfrute de la mamada, luego el

me levanto y me llevo a la cama, donde me sentó y se hinco y se llevo

nuevamente a su boca mi pene de 17 cm mamándolo con la maestría de un

experto, claro que me hizo gozar pues su experiencia a sus 29 años lo notaba

con la placentera mamada que me daba, yo termine rendido acostado en la cama

fuera de órbita, mientras mi verga desaparecía en su boca, finalmente me

corrí en su boca, el subió y me dio a probar de mi semen con un beso que

duro mas de 5 minutos, era uno de esos de tornillo, luego me dijo te quiero

coger, y se sentó en una silla, y se puso un condón y frente a el me fue

acomodando, y cuando la cabeza de su verga trato de entrar en mi me causo

dolor, y Jorge tiernamente dijo:

-Tranquilo el dolor es solo al principio, después te voy hacer

gozar como nunca.

Y despacio me la fue metiendo toda, una o 2 veces hizo esto, pero

increíblemente se me quitó el dolor y el placer llego, Jorge se percato, y

con sus manos grandes tomaba mi cintura me levantaba y subía penetrándome

por completo, yo un jovencito de 16 estaba siendo poseído por un experto

sabía hacerme llegar a la cúspide mi ano palpitando succionaba aquel enorme

miembro que era devorado por mi culo, ya era completamente suyo, mientras

aun sentado en su mástil nos comíamos a besos, el arreció la cogida y gemía

mas fuerte, y antes de venirse me la saco, se quito el condón y yo me fui al

suelo para chupársela, mientras el se acomodo, nos mamamos mutuamente

primero se corrió el y ahora si pude saborear una parte de su semen, y luego

me corrí, terminamos exhaustos, después de esto nos hemos seguido viendo,

incluso a escondidas me traigo videos del negocio de mi tío y lo hemos hecho

en varias posiciones, pero lo que mas nos gusta son las mamadas y corrernos

cada quien en la boca del otro, todo esto secretamente ya que yo soy

de buenas notas, nadie sospecha que soy el amante de mi

portero.

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
EL PORTERO, 8.0 out of 10 based on 12 ratings
  
categoría:

Ningún comentario »

Aún no hay comentarios

Canal RSS de los comentarios de la entrada | URL para TrackBack

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para hacer comentarios.

Bienvenido a la mayor comunidad de escritores de relatos eróticos


Copyright © 2008. Gestores Profesionales de Contenidos Digitales S.L.
Todos los derechos reservados