Relatos eroticos, Sexo, Sexo gratis, Videos porno, Fotos porno, Porno, Porno gratis, xxx

Relatos eróticos Marqueze. El Sexo que te gusta leer.

Follando a mi sobrina

30 de noviembre de 2009

Le metí mi polla hasta que desapareció, ella trató de gritar pero yo le tapé la boca, después de un rato se acostumbró, y empecé a meterle y sacarle mi polla, ella gemía y me decía que yo iba a ser su tío favorito que jamás se me negaría, en ese instante me dijo que se venía, eso me excitó todavía más, al rato sentí como se había corrido, la humedad que despedía, decía que ya era toda una mujer.

Hola, me llamo Víctor, hace unos días me encontré con esta página buscando algo nuevo y excitante, me llamó mucho la atención la sección de relaciones entre miembros de una misma familia y por eso me animo a contarles esta historia real. Todo empezó un día como cualquier otro, en ese tiempo yo tenía como 18 años y me gustaba masturbarme mucho, lo hacía por lo menos dos veces al día, tomaba mis revistas y me metía al baño.

Un día me encontraba masturbándome muy a gusto, de pronto se escuchó el timbre de la puerta y rápidamente salí del baño y guardé la revista antes que la viera mi madre, era mi hermana con mis sobrinas, una de 18 años y otra de 19 años, me caían mal porque siempre estaban agarrando mis cosas y eran muy fastidiosas, mi hermana le fue a preguntar a mi mamá si íbamos a ir a la casa de la playa para las vacaciones de verano y ella le contestó que sí, así que quedamos en que nos veríamos allá el sábado.

Mi cuarto en la casa de la playa se encontraba arriba, enfrente del de mi hermana y por consiguiente de las de mis sobrinas, la más chica se llamaba Sandy y la más grande se llamaba Fary, ella es bonita, tiene un cuerpo de lujo, con senos redonditos, como dos manzanas, con unas piernas bien formadas y un trasero grande para su edad, ojos azules y cabello negro.

El sábado como quedamos acababan de llegar, las ayudé a meter sus cosas y le pregunté a mi hermana sobre mi cuñado, y ella me dijo que tenía mucho trabajo y no iba a poder venir, ese mismo día mi hermana y mi sobrina Sandy se fueron a la planta baja a platicar con mi mamá, y mi sobrina Fary entró a mi cuarto y como siempre se acostó sobre mí en mi cama, solo para fastidiarme, así que yo giré y me puse hacerle cosquillas hasta que ella ya estaba revolcándose conmigo en la cama y me pedía que parara, hasta que lo hice.

Acostándome en la cama, mi sobrina Fary de pronto se colocó de caballito sobre mí y empezó a hacerme cosquillas, yo la tomé de la cadera y la empujé como a la medida de mí pene, yo ya estaba caliente y me la quería follar a esa misma hora sin importarme que era mi sobrina, ella sintió el bulto entre sus piernas y le gustó, ya que ella se iba restregando en lo largo de mí pene, entonces yo la fui ayudando agarrándola de sus caderas y levantándola un poco, ella sonrío y me dijo que sentía rico y que le gustaba la sensación, y entonces la tomé de un seno y ella gimió en ese instante.

Sentí como su cuerpo se estremeció, así que le alcé la blusa y vi esos pechos más redonditos y con unos pezones rozados y sin ser mordidos todavía inflamados del placer, ella me dijo que cerrara la puerta, me levanté y la cerré, enseguida ella se quitó la blusa y su short, yo la camisa, el pantalón y mi trusa, ella se recostó en la cama, yo le di un beso y ella abrió completamente su boca y me la ofreció.

Yo la tomé de sus senos y le lamía, ella gemía de placer, la fui recorriendo toda con mi lengua y al llegar a su coñito noté que estaba empapada, me dijo que no podía más que no perdiera el tiempo, que la penetrara y que después tendríamos más tiempo para otras cosas, en ese instante me sentí en la gloria ya que me follaría a la hija de mi hermana, le abrí las piernas y me dijo que despacio, tomé mi pene y se lo metí en su boca para que lo ensalivara.

Fary saboreó por un momento y me dijo que ya no aguantaba, que ya se lo metiera, así que fui metiendo mi polla poco a poco hasta que topó, y en ese mismo instante le metí mi polla hasta que desapareció, ella trató de gritar pero yo le tapé la boca, después de un rato se acostumbró, y empecé a meterle y sacarle mi polla, ella gemía despacio para que no nos escucharan abajo, y aumenté la rapidez ella gemía y me decía que yo iba a ser su tío favorito y que jamás se me negaría, en ese instante me dijo que se venía y eso me excitó todavía más, al poco rato sentí como se había corrido ella, la humedad que despedía, y que decía que ya era toda una mujer.

Yo ya no podía más estaba en lo máximo, ya me estaba viniendo, así que saqué mi polla y la asenté en su barriguita y me corrí sobre ella, y le di un largo beso y le recordé su promesa que me había hecho, ella se levantó y me dijo que sería mi putita particular y que me agradecía por haberle mostrado lo que era el placer.

Ya les contaré que pasó con ella y que otro miembro de la familia cayó en nuestros juegos.

Autor: Víctorsortis

Guarda un buen video en tu PC, luego nos cuentas http://www.videosmarqueze.com/

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Follando a mi sobrina, 7.5 out of 10 based on 60 ratings
  
categoría:

1 comentario »

  1. MILCALENTURAS dice:

    HOLA TE FELICITO POR TUS RELATOS ESTAN INCREIBLES!! YO IGUAL TENGO ALGUNOS QUE EN CUANTO PUEDAD LOS SUBIRE, EN MEXICO VAYA QUE SI SOMOS COGELONES SE LA METEMOS A LO QUE SE MUEVA AUNQUE SEA PRIMA HERMANA SOBRINA O AHIJADA, YO CREO QUE ES UNA DE LAS FANTASIAS DE LOS HOMBRES CASADOS, COGERNOS A LAS FAMILIARES DE NUESTRAS ESPOSAS, Y SI ELLAS COOPERAN QUE RICO!! ESPEREN MIS RELATOS…

    GD Star Rating
    loading...
    GD Star Rating
    loading...

Canal RSS de los comentarios de la entrada | URL para TrackBack

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para hacer comentarios.

Bienvenido a la mayor comunidad de escritores de relatos eróticos


Copyright © 2008. Gestores Profesionales de Contenidos Digitales S.L.
Todos los derechos reservados