Relatos eroticos, Sexo, Sexo gratis, Videos porno, Fotos porno, Porno, Porno gratis, xxx

Relatos eróticos Marqueze. El Sexo que te gusta leer.

Mi novia y su prima

19 de enero de 2009

Alejandra se retorcía mientras le chupaba el clítoris, me pedía que la enculara, le pedí a Evelin, que le preparara el agujerito porque iba a probar lo que era tener una verga en el culo. Una vez que estuvo lista bien lubricada, la puse en de perrito, y la clavé salvajemente, ella gritaba, pero me pedía que no pare, mientras Eve seguía besándola y tocándoles los pechos. No pude más y me corrí en su culo.

La historia que le conté transcurrió hace tiempo, cuando conocí a Evelin, una morena de 18 años, alta, de como un metro setenta y cinco con pechos imponentes, no muy linda de cara, pero con una personalidad avasalladora y muy introvertida.

Evelin solía hablar todo el tiempo en doble sentido, fue así cuando todavía éramos amigos, y en una conversación en su casa estando solos, tomando mate, le pregunté si había yerba para cambiarle al mate, y en una contestación picarona a las que acostumbraba, contestó que yerba no había, entonces decidí seguirle el juego, hasta ver a donde era capaz de llegar.

Le dije que ahora que no había yerba y no podíamos tomar mate, ¿que iba a chupar?, a lo que ella me respondió, que ya estaba cansada de chupar la bombilla y quería chupar algo de carne, en ese momento, supe que era el momento para que entre Evelin y yo pasara algo, entonces me paré de la silla y mirándola a los ojos, me bajé la bragueta, me desabroché el pantalón, me bajé el slip y le mostré mi pedazo de verga ya erecta debido a sus palabras y el juego previo.

Evelin en ese momento se acercó a mí y me tapó la boca de un beso apasionado, con mucha lengua y saliva, yo respondí de la misma manera, para esto ella con una mano me frotaba la verga. Yo en ese momento la detuve, y le dije, que gustaría que como sería nuestro primer encuentro, quería que fuera diferente.

Ella me preguntó diferente, ¿como?

Vamos a tu habitación que estaremos más cómodos y allí te explicaré.

Quiero que entre nosotros por hoy por lo menos, no haya penetración, si no que nos conozcamos bien, que conozcamos nuestros cuerpos, para eso lo mejor es empezar tocándonos, lamiéndonos todo el cuerpo mutuamente, masturbarnos mutuamente, es ese momento ella me sonrió, y me dijo, que alguna vez se había masturbado, pero no sabia si se atrevería a hacerlo frente a mi.

Yo la tranquilicé y le comenté que iba a ser fácil, y que lo más satisfactorio seria que al prolongar una penetración entre nosotros, iría en aumento la necesidad de nuestros cuerpos, ella me miró, y después de unos segundos, se puso a disposición mía.

Después de sacarnos la ropa, y admirar nuestros cuerpos, nos sentamos en la cama, frente a frente.

Mientras yo me acariciaba mi cuello y mi hombro, colocándoles un aceite, ella hacia lo propio en su cuerpo, bajó hasta sus pechos de gran tamaño, como dos melones, se acariciaba y pellizcaba los pezones de color café, al tiempo que comenzaba a arquear su cabeza, evidenciando los primeros signos de lo que viviría.

Evelin después de un tiempo parecía haberse ido a otro planeta, porque sus ojos estaban descolocados, y lo único que repetía era un gemido casi imperceptible, con una mano en la entrada de su vagina y la otra alternando entre sus pechos y su boca, ante esta vista, yo que ya había empezado a menearme la pija, me detuve y creí mejor, seguirla a Evelin, en sus primeros pasos, por lo cual me posé en su entrepierna y al verla tan frágil y decidida a llegar al orgasmo más profundo de su vida, estampé mi cara en su vagina, con el cual ella pegó un salto, y cariñosamente acariciándome la cabeza, me decía:

Si así, despacito, así, yo sabía que después de ese día, haríamos el amor cada vez que yo me lo proponga y con quien yo quisiera.

Los días siguientes, fueron agotadísimos, ya que Evelin, me llamaba para que fuese a su casa, y durante las ocho horas en que sus padres salían a trabajar, cogíamos y cogíamos.

Evelin tenía una potencia que hasta hoy no he vuelto a encontrar en otra mujer, se desplomaba en un orgasmo, pero a los diez segundos estaba pidiendo más.

Durante esos días, le enseñe a Eve como tenia que ser el ritmo de mi penetración, y yo le tomé el tiempo a ella, también nos pusimos de acuerdo en como yo tenia que usar mi lengua con ella, y yo le indiqué como me gustaba que me chupen la pija a mí, finalmente después de todos los arreglos y cuando estuvo todo aceitado nos dispusimos a gozar como nunca, practicamos todo tipos de poses, en donde descubrí que a Eve le gusta mucho tirarse en la cama boca abajo y yo encima penetrándola, aparte de que le gustaba que le dijera cosas al oído mientras la penetraba.

A mí lo que más me gustaba era chuparle el clítoris a ella, aparte de ponerla contra la pared dada vuelta a mí y penetrarla de parado, también me gustaba hacerle la pose del perrito, y ella sentada encima mío cabalgándome.

Un buen día Eve me invitó a un asado a su casa, en el cual estaría toda su familia, yo acepté con la condición de que solo me presenté como su amigo.

Después de los saludos a todos los familiares, me fijé en una chica muy bonita de unos 20 años, la cual supe que era prima de Evelin, se llamaba Alejandra, era como de 1,70cm de estatura, de piel bien blanca, pelo de color colorado (teñido) lacio hasta los hombros, ojos color verdes, con un par de senos increíbles, un poco rellenita de peso, pero me atrajo de una manera increíble.

Me presenté solo a ella, y estuvimos durante todo el asado hablando, Alejandra me caía muy bien, era una chica introvertida, y muy simpática.

Cuando estaba preparado para irme a casa, me atajó Evelin y me consultó porque había hablado tanto con su prima, sin dejarme contestarle, me interrumpió con otra pregunta la cual me asombró un poco, ¿Te gustaría cogerte a mi prima, no? Yo le contesté diciéndole que me parecía muy simpática y linda, entonces Evelin me dijo que tendría al otro día toda su casa libre, ya que sus papás tenían un viaje, y que si aceptaba ir.

Lo pensé unos segundos y le dije que iría con la condición de que llevara a su prima, no importa, me contestó Ale es de igual perra que yo, ¿o te olvidaste de que somos familia?.
Con un beso de lengua me despedí de Evelin para verla al otro día.

La verdad que no sabía que esperar al otro día, llegué a casa de Evelin, toqué el timbre, y no me atendía nadie, sorprendido por esto, manoteé el picaporte, y pude advertir que estaba sin llaves, pasé, y comencé a buscar a Evelin, pero no la hallaba por ningún lado, hasta que caí en el baño, sentí el grifo de la ducha prendido, atiné a entrar sin preguntar si se encontraba alguien, y me encontré con la agradable sorpresa de Evelin y su prima en un perfecto manoseo y besos que involucraban lengua de una manera muy caliente.

Alejandra tenía unos senos maravillosos, con unos pezones hermosos, una cadera pronunciada, decorada por sus nalgas grandes y apetitosas, no aguanté la apetitosa vista, me acerqué a ella, y sin ninguna palabra de por medio Ale y yo nos besamos efusivamente, tocando nuestro cuerpos, que a la vez eran tocados por Evelin.

Después de un rato en pleno franeleo, les propuse ir a la cama donde estaríamos más cómodos, lo primero que hice cuando llegamos, fue tender a Alejandra sobre la cama boca arriba, separarle las piernas y probar su coñito, ¡que delicia!, era un manjar, en ese mismo momento Evelin se besaba con su prima y con una mano se tocaba la vagina.

Alejandra se contorneaba en la cama mientras le chupaba el clítoris, me pedía que pare, que quería que la enculara, entonces le pedí a Evelin, que le empezara a preparar el agujerito, porque iba a probar lo que era tener una verga en el culo.

Una vez que estuvo lista, bien lubricada, la puse en pose de perrito, y la clavé salvajemente, ella gritaba, pero me pedía que no pare, mientras eve seguía besándola y tocándoles los pechos.

No pude aguantar más y me corrí en su culo.

Exhausto me recosté en el sillón, y me preparé para ver un espectáculo que me tenían preparado las primas, pero eso será en otro capítulo muy pronto.

Autor: Noqtambulo

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Mi novia y su prima, 1.0 out of 10 based on 3 ratings
  
categoría:

Ningún comentario »

Aún no hay comentarios

Canal RSS de los comentarios de la entrada | URL para TrackBack

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para hacer comentarios.

Bienvenido a la mayor comunidad de escritores de relatos eróticos


Copyright © 2008. Gestores Profesionales de Contenidos Digitales S.L.
Todos los derechos reservados