Mi Vecino

El hermano mayor de mi amiguito, me encontró afuera jugando solo.

Me pregunto que so quería unos chicles, y le dije que si. Su nombre era Javier. El era moreno y recuerdo que yo admiraba que el tenia unos músculos muy grandes. Recuerdo que tenia como de  22 años y yo 18 años.

Me llevo adentro de su casa y me dijo que entrara al cuarto de la despensa. Ahí me dijo “De doy un chicle o mejor haces algo para mi y de doy este paquete completo?” “Cual de gustaría mas?” Yo apunte al paquete completo. “Y que hago?” “Quiero que me des unos besitos aquí?” Se saco su vergota y los huevotes, recuerdo bien que no me espante, solo me dio emoción y curiosidad. Le pregunte por que, y el me dijo que se sentía bonito y que quería que yo se lo hiciera. Le dije que no y respondió que el también me haría lo mismo para que yo viera que se sentía muy bonito. Le respondí “Aver”. Se bajo de rodillas y me bajo el short y calzón. Empeso a lamber y chupar mi pitito y huevitos, me dio risa y cosquillas a la vez. Miraba yo como me lambía para arriba y abajo mis huevos y mi pito. Su lengua rápida me levantaba y bajaba mi pito. Se sentía caliente y me gusto. Abrió su boca y se metió todos mis huevos y pito a su boca al mismo tiempo.

Después de unos minutos y mi pitito bien parado, me dijo que ahora me tocaba a mi. Se puso de pie y de nuevo estaba su vergota frente de mi. Me detuvo mi cabeza y me arrimo a su verga dura y con unas venas gruesas. Primero me toco los labios con su pene. Entonces se la bese y la toque con mi lengua que se asomaba de entre mis labios. Abrí mi boca y mire hacia arriba, el tenia los ojos cerrados y su cabeza hacia atrás. Entro a mi boca y le pasaba la lengua en círculos de la punta de su verga. Me detuvo mi cabeza y empezó a mover su cuerpo para que entrara y saliera su verga de mi boca. Con mi saliva en su verga le sobo y yo miraba que se le agrandaba su pene. El estiro su piel y salio la cabeza de su verga. Fue increíble como cambio su verga cuando salio es cabeza. Para mi era enorme a comparación de el mio. El vio mi emoción y me pregunto que si me gustaba. Le dije que si, y entonces le pregunte si igual me iba crecer a mi algún día. Me contesto que tal vez si, pero que tenia que crecer mas para que llegara a el tamaño de el. Detuvo mi cabeza de nuevo y me la metió a la boca. Se la mame y me puso la mano derecha en su verga y me enseño a sobar la mientras la mamaba. Paso mucho rato y yo seguía sus instrucciones mientras el se movía mas rápido.

Recuerdo mirar a su cara y el cerraba los ojos y abría la boca. Me saco la verga de mi boca y puso su bolas en mi cara y también se las mame. Eran grandes y recuerdo que pesaban un poco sobre mis labios y lengua. Yo los bese y pasaba mi lengua sobre sus huevos. El se la jalaba mientras yo hacia eso, pronto regreso su verga a mi boca y me decía que le lambiera por los lados y por arriba. El respiraba profundamente y me decía que estaba haciéndolo muy bien. Detuvo mi cara y la puso dentro de mi boca, dijo que me tomara la leche que iba salir y ya pronto me daría mis chicles. Puso mi mano derecha debajo y que detuvieran sus bolas. Me dijo no te muevas y me hecho su leche en mi boca. Era caliente y se me lleno la boca, la mitad se me salio por los labio y la demás me la pase. Me dio un poco de asco pero el detuvo mi cara y me pasaba la punta de su verga por sus labios. Me pregunto si estaba yo bien, le dije que si, y sin pensar me limpie mis labios con mi lengua, y a el le dio un poco de riza. Se recargo contra la pared con una sonrisa. Me dijo que estuvo todo muy bien y que y me daría mi premio.

Me dio el paquete de dulces y me llevo para afuera. Me dijo que le prometiera no contarle a nadir y así fue. Hasta ahora.

Mi Vida Loca.

(Visitado 7.563 veces)
Me gusta / No me gusta