BAILARIN DE BALLET Y SU PRIMERA RELACION GAY

Me llamo Yushiro y quiero contaros cómo fue mi primera relación gay.

Soy bailarín de ballet desde que era un niño. En la academia había otro chico, también de descendencia japonesa cuyo nombre era parecido al mío, es decir, Yasuhiro y el mío, como os dije es Yushiro. Esto traía alguna confusión con los demás estudiantes y profesores a la hora de pronunciar nuestro nombre y al escribirlo, por lo que los demás compañeros comenzaron a apodarme “Miura”. Después os contaré de dónde salió ese apodo, pues ni yo mismo sabía el significado. Una tarde estábamos ensayando una obra de baile en la academia, obviamente en ropa de ballet. Tenía puesto unas mallas blancas, ajustadas como es lo normal. Llegó un chico a la sala y preguntó por Yasuhiro o Yushiro. El único Yushiro que había en ese momento era yo porque el otro chico se había ausentado.

 

Sin pensar que podía estar preguntando por el otro, le respondí que yo era Yushiro y me indicó que había un familiar mío en la sala de espera y quería verme. Confiado en que iba a encontrar allí a ese familiar, que de seguro sería mi madre, salí rápido, sin cambiarme la ropa y cuando llegué a la sala de espera, había un chico que no conocía por lo que me dispuse a regresar a la sala de baile. Entonces el chico me dijo malhumorado: “con que tú eres el japonés”. Le respondí afirmativamente, sin percatarme que podía estar buscando al otro chico que estaba ausente.

 

Él se me queda mirando de arriba abajo y me pregunta que si siempre utilizo esas mallas de gay ajustadas en la que se me notan “las bolas”. Esa fue la palabra que utilizó refiriéndose a mis testículos. La realidad es que mis testículos son muy gordos (exageradamente grandes). Por eso me apodan “miura” que es una raza de toros, en clara alusión al tamaño de mis testículos.

Read more

Me gusta / No me gusta

Una vez con Eusebio

Otras veces, antes, lo había intentado, no tengo problemas en reconocerlo, pero aquella vez ni siquiera me había dado cuenta de la extraña casualidad sino hasta que había sido evidente hasta lo obvio. Yo había estado yendo al gimnasio, con intermitencias, desde hacía casi un año, y siempre me había subyugado el impresionante físico del encargado, un muchacho colombiano de piel oscura como un lago a media noche. Su sonrisa de dientes voltaicos conseguía que me olvidara del significado y articulación de cualquier palabra que necesitaba pronunciar en su presencia.

Read more

Me gusta / No me gusta

Mi primera experiencia sexual en Puerto Vallarta, México.

Gay, domonaición Gay, Sexo en México.

Aunque puedo escribir y hablar castellano la realidad es que no soy latino, pero me siento serlo. Pido disculpa por los errores ortográficos que puedas encontrar en mi relato.   Amo a los latinos y quisiera ser considerado como tal, pero mi aspecto físico no me ayuda.  Soy hijo de un alemán de Núremberg y mi madre proviene de Estocolmo, Suecia.  Mi nombre es Raily, tengo dieciocho años, un metro ochenta y dos de estatura y setenta y dos kilogramos de peso. Tengo los ojos color verdes y mi cabello rubio muy claro. Me he dedicado totalmente de los deportes, especialmente la natación.

 

Cuando finalicé mi primer año de universidad quise irme de viaje y escogí como destino Puerto Vallarta, México.  Es muy probable que sepas de las playas, hoteles, spa, discotecas del ambiente gay con que cuenta ese hermoso lugar llamado Puerto Vallarta.

  Read more

Me gusta / No me gusta