Casado bien dotado

Buenas a todos, mi nombre es Pablo, tengo 25 años y soy de una pequeña ciudad del noreste de España. Físicamente soy un chico rubio de ojos azules, con barba y vello por todo el cuerpo. Mi cuerpo marcado pero no musculado y con tatuajes por el cuerpo. Desde hace 4 años mantengo una relación estable con mi pareja, a la cual amo con locura, pero anterior a conocerle a él, tuve unos años de mucha gloria, en los cuales me ceñiré para escribiros varios relatos.

Descubrí que era gay en la adolescencia, pero hasta los 18 no empecé a mantener relaciones con hombres, y digo hombres porque no me gustan los chicos jóvenes, me gustan los hombres maduros.

Mi primer encuentro con un madurete lo tuve una tarde de verano, en una zona de baño del río que pasa por la ciudad, yo que soy muy ingenuo, no sabía que en esta zona del río había ambiente gay.

Read more

Me gusta / No me gusta

Crónicas de un gay morboso y pervertido (Capítulo 3)

Puedes leer la segunda parte de este relato: Crónicas de un gay morboso y pervertido (Capítulo 2)

HASTA QUE POR FIN LO PUDIMOS HACER

Debo confesar que nunca creí que seria posible, desde hace 6 o 7 meses conozco a un chico que vive en Usme, se llama Pedro y tiene 31 años, trabaja en una finca y es el encargado de todas las labores en lo concerniente al ganado, tiene a sus disposición trabajadores, empezamos como inician las cosas entre dos personas que se conocen por Internet, habíamos estado hablando periódicamente sobre temas de morbo aunque el enfoque inicial de este era conocerme como pareja lo cierto es que no tenia la intención de ir mas allá que una simple tarde de sexo. Por causas del destino no había sido posible encontrarnos ya fuera por nuestros trabajos, o por mi pareja (si, tengo pareja y que…), o por tiempo, incluso llego a tener un accidente donde salio quemado y tuvo que ser hospitalizado.

Tanta espera entre los dos comenzó a desesperarnos, en especial a él, y las cosas se tornaron aun mas pesadas cuando se entero que tenia pareja, de cualquier forma un día me dio un ultimátum:

– Mire C****o, en serio quiero conocerlo, Usted me gusta mucho, pero sea serio, deje las mentiras, yo se que tiene pareja, si lo que quiere es sexo dígamelo y ya, pero deje de mariquear conmigo… – (siempre me ha gustado como ese aire rural que tiene al hablar, como golpeado, sin duda eso y su cuerpo me tienen loco)

Read more

Me gusta / No me gusta

Crónicas de un gay morboso y pervertido (Capítulo 4.1)

Puedes leer la tercera parte de esta serie de relatos: Crónicas de un gay morboso y pervertido (Capítulo 3)

QUE MÁS LE PODIA DECIR (PARTE 1)

Se preguntaran porque llevo varios días sin publicar relatos, pues bien, debo contarles que este fin de semana mi pareja se quedo conmigo, de hecho lo hace una vez a la semana, y dio la casualidad de que mientras yo preparaba el almuerzo, él se quedo mirando alguna serie, fue extraño cuando llego muy serio a la cocina.

– C****o, ¿puede venir? –

– Claro corazón, dime –

– ¿Puede explicarme que es esto? –

Al acercarme al computador para ver a que se refería quede congelado, un archivo de word abierto, el cual se titulaba:

“Crónicas de un gay morboso y pervertido (Capítulo 3)”

– C****o, dígame que lo que dice ahí no paso en verdad

No pude decir nada, estaba aterrado, molesto, preocupado, así que decidí quedarme callado y esperar a ver que reacción iba a tener A****s.

Read more

Me gusta / No me gusta