Relatos eroticos, Sexo, Sexo gratis, Videos porno, Fotos porno, Porno, Porno gratis, xxx

Relatos eróticos Marqueze. El Sexo que te gusta leer.

La playa

19 de agosto de 2013 0 comentarios
Aquello era demasiado, una polla en cada agujero en una follada monumental. No sabía cuando me la metía uno y cuando me la sacaba el otro, sólo notaba una amalgama de pollas por todas partes que no paraban de darme placer. Nunca había pensado que le sería infiel a mi novio, que participaría en una orgía y que me morrearía con una amiga, todo la misma noche. Pero la verdad es que casi me muero de gusto con dos pollas a la vez sólo para mí.
Nunca antes le había sido infiel a mi novio... Aunque no soy ninguna mojigata con jersey de cuello alto y falda hasta los pies que no se mira al resto de hombres por la calle. Me los miro, y si alguna vez alguno me impacta especialmente, probablemente mi próxima fantasía erótica la protagonice él. Aunque quiero mucho a Toni no puedo evitar tener fantasías sexuales con otros hombres cuando estamos en la cama. Y eso que me tiene plenamente satisfecha en el terreno sexual. Es alto, de ojos verdes y piel ... leer más
  
categoría:

A la playa con amigos

6 de agosto de 2013 0 comentarios
El morbo era alucínate. No nos importaba nada, al revés, escuchar los gemidos y suspiros de nuestros amigos nos excitaba aún más. Mi mujer se volvía loca mientras me comía su almeja, tan deliciosa, hasta que estalló con un orgasmo a los que me tiene acostumbrado. Nuestros amigos se sorprendieron, pero a Carmen pareció gustarle y  pronto llegó también al orgasmo.
Mi mujer y yo solemos ir a playas nudistas. Ella se llama Marta, 32 años, de mediana estatura, rubia de melena corta, pechos ni grandes ni pequeños, eso sí, firmes y con unos pezones perfectos, de color rosa; su color de piel es más bien blanquita, culito bien formado. El pubis lo lleva siempre depilado, dejándose un triángulo de pelo, pero con los labios totalmente libres de vello. Mi nombre es Néstor, tengo 36 años, soy alto, moreno y unos 16 cm respecto a mi aparato. Yo sí que llevo toda la zona del pubis completamente depilada, me encanta esa sensación de suavidad, y mi mujer lo agradece cuando practicamos sexo oral. Nos gusta hacer nudismo ... leer más
  
categoría:

OfuckCina

4 de diciembre de 2009 0 comentarios
La colocó contra la pared y sosteniéndole las piernas entre sus brazos la levantó. Le dijo, -Más te muevas más te voy a coger, y se la enterró hasta los ovarios; cuando te deje seca de orgasmos te voy a dejar tranquila, hasta que se vio que la hembra llegaba a un devastador orgasmo, y luego de éste le siguieron dos más, sin que el macho cesara en su martilleo.
Otro día igual a los demás. Cuando iba llegando al trabajo, no podía menos que pensar en las cosas que hay que soportar por dinero. No era feliz en ese lugar. Realmente el estilo que el gerente le imponía a esa oficina era deprimente. Y no es que fuera malo, pero no tenía idea de cómo tratar a la gente. Nico, era un tipo común y corriente, sin ningún detalle sobresaliente sobre los demás. Compartía el sector de oficinas con Luis, con quien también se repartía las tareas, aunque él gozaba de un trato preferencial por parte de la gerencia, y en la oficina de al lado ... leer más
  
categoría:

Diversión con mi cuñadita

17 de noviembre de 2009 0 comentarios
Ángel seguía follando a Marta. De repente y con un espasmo, Ángel se corrió. Sin dar tiempo a nada, Jaime lo quitó y se puso él encima de Marta. - ¿Os lo pasáis bien, chicos? - les pregunté. - Esto es el paraíso - dijo Ángel- Tu cuñada tiene un coño fantástico, menuda puta. Cualquier tío estaría deseando follársela. Hola a todos, soy Alicia. Os voy a contar el comienzo de una gran aventura. Marta, la novia de mi hermano Pedro me parecía una chica de lo más mona. 22 años, rubia, 1,70 de estatura, poco pecho pero un culito extraordinario. Podría ser modelo si ella quisiera. Siempre era bastante recatada, vestía moderna pero sin enseñar mucho. Un fin de semana, mi hermano se fue de viaje con unos amigos a ver un partido de fútbol a Barcelona. Yo le dije a Marta que se viniese a mi casa a pasar el fin de semana y así podríamos salir las dos juntas por ahí. Ella accedió encantada. El viernes por la tarde apareció en mi casa y cenamos ... leer más
  
categoría:

Sexo con mi hermano III

14 de noviembre de 2009 0 comentarios
Sentía mi culo dilatadísimo, sus huevos golpeaban mi coño y su pedazo de carne en mis intestinos, penetraba hasta el estómago.  Silvia se arrodilló y empezó a acariciarme, a besarme y a jugar con mis tetas y sobre todo con mis pezones, con la palma de mi mano cogí su cara y devolví sus besos, con pasión y con intensidad, mientras nuestras lenguas se atornillaban y nuestra saliva se mezclaba.
Os sigo contando mi historia sexual con mi hermano... y con los demás. Como os dije, estaba en el suelo, sobre el césped, sentada, medio tumbada y totalmente desnuda, Marta había desaparecido y mi hermano, de pie en la entrada de la piscina al salón de la casa, vestido, con los brazos cruzados, riéndose de la escena, pero con un enorme bulto en el pantalón, al menos, se había puesto caliente al vernos a Marta y a mí, haciendo el amor. Me levanté cabreada, cogí la hamaca, la puse bien y me dirigí hacia la casa. Al pasar junto a mi hermano, lo miré "con mala leche" ... leer más
  
categoría:

Nuestro primer intercambio

8 de noviembre de 2009 1 comentario
Mientras Tomás me dijo al oído que estaba a punto de correrse, no sé porqué lo hice pero lo hice, me agaché igual que la chica que habíamos visto antes, la de la mamada, y me tragué su polla en la boca mientras le seguía masturbando, no tardó ni cinco segundos y Tomás me llenó la boca de su semen. Vaya corrida, tuve serias dificultades para tragarlo todo, pero me lo tragué todo.
Mi marido, Tomás, me insistía, cada vez que hacíamos el amor, que teníamos que probar nuevas experiencias. Después de 10 años de casados yo también estaba de acuerdo, pero me daba miedo que aquello afectara a nuestra relación. Estaba de acuerdo porque pensaba que nuestras relaciones sexuales habían entrado en una fase de estancamiento, realmente lo pasábamos bien, pero sabía que Tomás e incluso yo necesitábamos algo más de excitación. Pensamos en varias alternativas y ambos llegamos a la conclusión de que lo mejor sería ir a un local de intercambio, miramos algunos por Internet y leímos algunos relatos sobre las experiencias que ... leer más
  
categoría:

Sexo con mi hermano II

6 de noviembre de 2009 0 comentarios
Mi hermano se acercó a mí, me separó las piernas, pasó su lengua una y otra vez por mi húmeda rajita y poco a poco, lentamente, me fue introduciendo su enorme miembro. Yo miraba como entraba lentamente, como me abría las paredes de mi vagina, dilatándolas al máximo, no entendía como podía penetrarme semejante verga y empecé a mover mis caderas.
Hola, queridos amigos/as, mi primer relato terminó en mi agotamiento, desfallecimiento y pérdida total de energías propias. Había sido brutalmente enculada por la enorme y gruesa polla de mi hermano y estaba deshecha, sin energía. Eso sí, la enculada había sido totalmente deseada por mí, sólo que no calculé bien el tamaño de mi agujero anal y el tamaño de la verga del bestia de mi hermano Juan. A pesar de mi intenso dolor anal, me dormí enseguida (o me desmayé, ¡yo que sé!), y a la mañana siguiente (era domingo), me despertó una serie de suaves besos que notaba en mi mejilla y en mi frente y un intenso olor de bacón, café y otras ... leer más
  
categoría:

Empezó como un juego

21 de octubre de 2009 0 comentarios
Sentía que tenía el control, sentía un poder, que nunca antes había sentido, una de sus manos fue directo a su vagina, y comenzó a masturbarse con frenética intensidad, sentía sus fluidos deslizarse por los dedos, mientras, con la otra mano ella tomó sus testículos y los masajeó con ternura con la palma de su mano, mientras con el dedo medio le rozó con áspera ternura el culo a Adrián. Restregaba sus tetas ya sin pudor alguno por sobre la blusa azul, su verga como una estaca se erguía hacia un costado prisionera del pantalón, la rozaba una y otra vez en un vaivén que cada vez se aceleraba más, como si la penetrara con la ropa puesta. Ella sentía ese trozo de carne caliente recorrerle el culo y acompañaba cada uno de los movimientos. - Largá, que nos va a ver mi marido decía entre sollozos con la voz entrecortada casi inaudible, sin estar realmente convencida de querer detenerlo. - Mirá, mirá como me dejaste la verga - le susurró en la nuca, hundiendo su nariz ... leer más
  
categoría:

Me follé a mi vecina

17 de octubre de 2009 0 comentarios
Ahora si que la enculaba a tope, veía reflejada en el espejo del comedor la escena y eso acrecentaba mis embestidas y mi deseo. Otra vez noté la llegada de su orgasmo e incrementé el ritmo para también correrme esta vez en sus entrañas y dejarnos caer en el sofá exhaustos. Así estuvimos con mi polla en su interior unos minutos hasta que cesaron las palpitaciones del orgasmo.
Me encontré a Marta en el parking del edificio. Coincidió que yo iba para sacar mi coche y ella estaba cargando un montón de bolsas del súper. Nunca antes me fijé mucho en ella ya que aunque guapa de cara era muy delgada con unos pechos pequeñitos, poco culo y además estaba casada. Pero ese día estaba preciosa, el embarazo la había redondeado, tenía más culo y unas tetas bien rellenas con los pezones que se le marcaban claramente detrás de la tela del vestido. Aunque ya se le notara la barriguita estaba tremendamente atractiva y quizá fue eso y que el ascensor estaba averiado lo que me ... leer más
  
categoría:

Una cana al aire

14 de octubre de 2009 0 comentarios
María vio el autobús, les dedicó una corta sonrisa y luego continuó mamándome la verga, hasta que sentí un deseo de venirme dentro de su boca, yo pensaba que lo más probable al sentir ella mi leche en su boca la escupiese pero en esos momentos me produjo el más grato de los placeres al chuparse completamente toda mi verga y tragándose, creo yo, hasta la última gota de mi leche.
Desde temprano en la oficina me había decidido a que esa noche me iría de farra con una puta, por lo que llamé a mi esposa y le salí con un cuento chino de que debía ir a realizar una auditoría de sorpresa a una de las sucursales de mi empresa, ya que a mis manos me había llegado evidencia de que el gerente de esa sucursal estaba haciendo manejos turbios, y que hasta era posible que se relacionase con el lavado de dinero procedente de un negocio de apuestas o peor aún, de un negocio relacionado con el bajo mundo de la droga. Marta, mi ... leer más
  
categoría:
Pages: 1 2 3 Siguientes »

Bienvenido a la mayor comunidad de escritores de relatos eróticos


Copyright © 2008. Gestores Profesionales de Contenidos Digitales S.L.
Todos los derechos reservados