Relatos eroticos, Sexo, Sexo gratis, Videos porno, Fotos porno, Porno, Porno gratis, xxx

Relatos eróticos Marqueze. El Sexo que te gusta leer.

El asunto de la penetración anal en hombres heterosexuales no es una moda ni una tendencia del siglo XXI. Esto es de siempre, lo único es; que los paradigmas nos han tratado de enseñar que el hombre que le penetran por su ano deja de ser hombre. Esa premisa tiene la misma validez que la que el hombre que se pone un zarcillo, o el que se deja el pelo largo, o el que le da un beso a otro hombre o hasta el que le carga la cartera a la esposa se vuelve homosexual.

Quiero escribir nuevamente sobre este tema porque aun hoy sigo recibiendo muchos correos por el artículo que escribí hace ya bastante tiempo.

Evidentemente el asunto de la penetración anal en hombres heterosexuales no es una moda ni una tendencia del siglo XXI. Esto es de siempre, lo único es; que los paradigmas nos han tratado de enseñar que el hombre que le penetran por su ano deja de ser hombre. Esa premisa tiene la misma validez que la que el hombre que se pone un zarcillo, o el que se deja el pelo largo, o el que le da un beso a otro hombre o hasta el que le carga la cartera a la esposa se vuelve homosexual.

La inclinación sexual jamás será dada por una acción o un ornamento. La inclinación sexual no está en el cuerpo, no es un asunto fisiológico, es un asunto mental y ahí está la razón de por qué un hombre que es penetrado analmente no tiene porque ser homosexual.

Repito esto casi igual que en mi escrito anterior, por la simple razón que es una de las cosas que más me consultan cada vez que me escriben. Usted si es hombre no es homosexual si se mete un dedo, un vibrador o hasta un pene por el ano.

El ano es un esfínter, un musculo en forma de anillo que está repleto de terminaciones nerviosas y de ahí la razón de que al estimularlo cree semejante sensación de placer.

Otra cosa que hay que agregar y de lo cual ahora se habla tanto; es el punto P (Punto G del hombre), este punto no es más que la próstata, a la cual se le llega por el ano y la cual si es presionada con cuidado y a esto me refiero, no bruscamente, puede llegar a hacer que el hombre eyacule de manera inmediata sin que esta eyaculación venga acompañada de un orgasmo. Si unimos la estimulación anal, la estimulación prostática y un acto sexual normal el hombre puede conocer la mejor experiencia de su vida. ¿Por qué? Sencillo, es la sumatoria de los placeres.

Otra de las inquietudes más mencionadas, es como manifestarle esto a su pareja. He ahí un asunto que aunque no debería, es la parte más álgida de todo esto. ¿Por qué? Porque no solo los hombres han sido inducidos a creer los paradigmas que antes mencioné, sino que a la mujer también le dijeron que el hombre que le gusta que le den por atrás no es macho.

Así que en algunos casos no será fácil afrontar esta situación con su pareja. Por tal motivo y basándome en mi experiencia personal y en la que algunos me han comentado, la mejor manera es ser sutil y programado. ¿Le suena anti-romántico? Quizás sí, pero si no hace las cosas bien, de tener una compañera tradicionalista u ortodoxa, será quizás la última oportunidad, porque lo más seguro es que le responda, que esa es la última vez que quiere hablar del tema y aquí no solo se busca satisfacer la necesidad o el gusto de ser penetrado analmente si no de desarrollar su sexualidad, porque al fin y al cabo, el mejor sexo es el que se practica sin tabúes, sin restricciones, sin limitaciones, porque en la cama lo que se busca es placer, no escribir un libro sin faltas de ortografía..

Así que mi recomendaciones son. Una; mientras le hacen sexo oral, haga que su mujer baje hasta sus bolas, si eso es normal, que baje hasta el perineo (espacio entre el ano y el pene), si esto es normal que baje hasta el ano. Este sería el orden correcto. No olvide de tener una limpieza extrema porque lo que quiere es que no exista ni un ápice de asco. Hágaselo usted a ella, que vea que el anilinguis (oral anal) es placentero y que si lo es para ella lo es para usted. Otra es que mientras le hace sexo oral lo acaricie, guíele la mano, por las piernas y llévele la mano hasta el ano, nunca la forcé, dígale que lo acaricie, si nunca lo ha penetrado, no lo intente a la primera y si ella se lo sugiere, dígale que tiene miedo que le duela, que le parece interesante su proposición pero que nunca lo ha hecho, así lo haga todos los días cuando se baña. Esto volcara confianza sobre ella y le dará la sensación de ser la primera, lo que funciona para ellas funciona para nosotros.

Mire Películas donde se muestre algo como eso, o busque videos en internet y mándeselos y pregúntele su opinión, dígale que ha leído sobre eso y que usted quiere compartir con ella esa experiencia, que lo hace con ella porque le tiene mucha confianza y sabe que ella sabrá manejar bien la situación. Una técnica que puede utilizar es la de enviarle relatos que consigue en la web y donde quizás usted puede modificar algunas frases o palabras para que eso le sirva como entrada al tema, Ella debe ver que es normal, que no es un asunto de homosexuales y que es, lo más importante, un descubrimiento de una zona erógena de su cuerpo. No es un indicador de sexualidad, es igual que el cuello, las tetillas, el pene, la boca, los pies.

Todo esto es cuando se busca la penetración por parte de su pareja, ahora cuando busca la penetración por parte de otro hombre tiene dos opciones, una, tener una relación con otro hombre solamente la cual será mucho más sencilla u otra que quizás es la más placentera, es la que viene derivada de un trío entre H-M-H. Esta penetración se debe dar con consentimiento de la pareja, pero resulta ser muy placentera por que le da una dosis de morbo adicional.

Si todo lo anterior suena imposible para usted lo ideal es que usted mismo se suministre semejante placer. Así mismo como se masturba lo puede hacer por su ano. Lo ideal es siempre usar un lubricante, recuerde que el ano es muy delicado. Otra cosa es limpiarlo bien. Lo ideal es hacerlo en la ducha o lavarlo primero y luego ir a la cama o a otro lugar, tener a la mano alguna servilleta o toalla, siempre recuerde de no usar ningún elemento irritante y mucho menos productos que pueden ser estimulantes en el pene como mentol o pasta de diente, ya que estos pueden llegar a ser dolorosos en el ano.

Otra cosa importante; no use elementos que no sean lisos o de textura amable ya que podría lastimar. Otra cosa sumamente importante es usar elementos largos ya que de usar cosas pequeñas o cortas corre con la posibilidad de que se quede adentro. Lo mejor que hay es un vibrador o consolador, cuando más largo mejor porque es más fácil de usar, a menos que tenga alguno que tenga base con succión para que este se quede fijo al piso o a una mesa o hasta a una pared y de esta manera se quede inmóvil.

Por supuesto está más que decir que los dedos serían la primera opción.

Con la penetración anal se conseguirá con una disyuntiva que es prácticamente igual a la del sexo oral, a todos los hombres, o casi todos les gusta más que le hagan sexo oral que tener sexo por penetración normal, así sucederá con la penetración anal, después de probarla y ser aprobada por su pareja va a querer que siempre suceda. Recuerde que en la cama son dos y por tal motivo aunque a su pareja le guste darle placer, ella también va a querer recibir la dosis que le corresponde, por tal motivo balancee bien los actos y esto no es que debe llevar una lista de cuantas veces la penetra para exigir la misma cantidad de sexo oral o de sexo anal, pero debe darse cuenta que ser desproporcionado sobre el recibir usted solo toda la atención podrá terminar siendo contraproducente, ya que su pareja sentirá que está siendo utilizada.

Con relación a la interacción de su pareja, existe un juguete sexual que quizás resuelve de una manera estupenda la penetración anal. Se llama Strap-On o Harnnes. Una especie de cinturón que lleva adherido un consolador o vibrador que se fija muy bien dándole total control a su pareja para penetrarle. De estos el mejor es el que además trae algunos pulg o mini consoladores para que ella se penetra al mismo tiempo que se lo hace a usted,  esto le va a dar un placer real mientras lo usa con usted, esto sin contar el morbo agregado por la dominación que ella ejerce sobre su hombre.

Otras cosas que pueden ayudar el uso de lubricantes con olor, sabor, otros juguetes como plug anales, consoladores de doble punta, películas y pare usted de contar. Todo es válido. En la cama el único fin es pasarla bien y si para ello debe de despojarse de paradigmas y tabúes, debe de hacerlo.

No tenga miedo, una muestra de amor verdadero es la comprensión y que mejor que compartir con su pareja algo que para usted es agradable y hasta importante.

Autor: Sexy Isla

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Sexo anal para hombres. Como aplicarlo, 8.8 out of 10 based on 21 ratings
  
categoría:

2 comentarios »

  1. sixant dice:

    Estoy totalmente de acuerdo contigo, no hay nada mejor que llevar una relacion descomplicada con la pareja, a mi personalmente me encanta que mi mujer juguetee con su lengua y sus dedos en mi ano, es una sensacion deliciosa, y porque no probar con otros juguetes!!!

    GD Star Rating
    loading...
    GD Star Rating
    loading...
  2. sexyisla dice:

    Totalmente de acuerdo. Lo que hace placentero al sexo es no volverlo complicado.

    GD Star Rating
    loading...
    GD Star Rating
    loading...

Canal RSS de los comentarios de la entrada | URL para TrackBack

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para hacer comentarios.

Bienvenido a la mayor comunidad de escritores de relatos eróticos


Copyright © 2008. Gestores Profesionales de Contenidos Digitales S.L.
Todos los derechos reservados