Relatos eroticos, Sexo, Sexo gratis, Videos porno, Fotos porno, Porno, Porno gratis, xxx

Relatos eróticos Marqueze. El Sexo que te gusta leer.

SEXO EN LA OFICINA

23 de diciembre de 2006

Buenos días…

Comienzo por decir que espero mis relatos sean de su agrado… siempre complaciendo los instintos más bajos del ser humano.

Hoy comenzaré con una fantasía, sueño o realidad muy íntima…

Llovía torrencialmente, era una mañana gris, húmeda y cargada de una sexualidad inusual… Iba a encontrarme con un amigo en su oficina, por cuestiones laborales…

Cuando llegué él aún no había llegado, así que me toco esperarlo por 2 horas… mientras esperaba mi mente comenzó a imaginar una serie acontecimientos muy pero muy picantes, todos de índole sexual… al cabo era libre mentalmente para hacer lo que quisiese con ella…

Lo único que puedo decirles era que estaba muy pero muy húmeda, mi coñito chorreaba lubricante en abundancia, un momento más y hubiese dicho que había conseguido un orgasmo sola…Pero no fue así, ya verán el por que…

Mi amigo llegó y fue quien impidió que siguiera jugando con mi mente y emociones… entramos, tomamos asiento y empezó a hablar sobre las condiciones del trabajo…

Yo no le prestaba mucha atención, ya que lo que deseaba era ejecutar mi fantasía…

Cuando ya concluyó de especificar todo lo relacionado a lo laboral, acepté sin saber que me había dicho… continuamos después en una charla más personal, y me hablaba de lo cansado que estaba, y un sin fin de cosas más…

Ahí comprendí que esa era la señal que estaba esperando…, así que manos a la obra…fue lo que me dije…

A continuación me levanté de la silla, rodeé el escritorio y comencé a darle un masaje en el cuello… metí mis manos dentro de su camisa, a nivel de hombros, ya que él con anterioridad se despojó del saco de su traje…

Su piel estaba tibia, suave, su aroma era muy sensual, fui descendiendo de vez en cuando con mis manos por encima de la ropa…tomé la decisión de irme de frente con todo, si respondía como cualquier hombre mi amigo se convertiría desde ese momento en mi amante…así que procedí de la siguiente manera…

Me paré delante de él y comencé a rodearle con mis manos por el cuello, le hacia cosquillas con mis uñas, él me miraba extrañado, asombrado por mi actitud.

Me fui acercando poco a poco y le di un beso ligero, aunque fue subiendo de tono a medida que transcurría, me apreté contra su cuerpo y pude sentir que su pene comenzaba a tener una erección, mis manos le recorrían la espalda, arriba abajo.

Sus nalgas las masajeaba duro, mientras que por delante me restregaba a su cuerpo cual gatita mimosa, me senté sobre sus piernas, y lo cabalgaba muy suavemente,

Me cogió de las nalgas y llenó sus manos de mi culo, fue bajando lentamente hasta llegar a los pliegues de mis rodillas, las levantó poco a poco y las colocó en el respaldo de la silla, que rechinaba súper eróticamente…

Echó a un lado mi hilo y su pene se salió de mi coño y él me miró como pensando que lo había perdido, pero no era así, ahora tenía mejor posición para cogerme por el culo, y con movimientos suaves de mis caderas enloquecidas, le fui poniendo su pene en mi ano, que estaba muy mojado debido al lubricante que salía de mi coño.

Sus piernas estaban todas húmedas, rodeé su cuello con ellas, ahí aprovechó y descargó toda su erección dentro de mi culo, me tomó de las nalgas y halándome hacia él, su pene entró todo hasta el fondo, dejando afuera solo las bolas que chocaban en mis nalgas…

Yo le agarraba de su cuello para tomar impulso él me acariciaba, tenia sus manos dentro de mi vestido.

Me despojaba del sujetador y del vestido al mismo tiempo, quedé con el vestido a la cintura, aprovechando esa situación me senté en el escritorio y abrí mis piernas.

La tanga la tenía completamente mojada, mi coño estaba destilando grandes cantidades de lubricante, me miraba a lo

s ojos con mucha pasión, sus besos eran la personificación de la lujuria y ni hablar de sus dedos que entraban y salían de mi coño…

Aaaaaaaaaayyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyy asssssssssssssssssssiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii, pajeame así, dale duro, masturbame por detrás también, le dije…

Cambié de posición poniéndome más al centro del escritorio, y puse mi culo totalmente a su vista, me pasaba la lengua por el clítoris y por el culo me metía el dedo medio, metía y sacaba su lengua de mi vagina…

Yo reposaba acostada sobre la mesa…ya tenia los dedos medio e índice en mi culo, y el pulgar me masajeaba el clítoris, me daba duro por ambos lados…

Había conseguido ya un orgasmo, pero quería que me penetrara por ambos Y su pene en mi culo, era la mejor sensación que podía sentirse, pero quería más y más…que me cogiera por todos lados, que no quedara hueco en mi cuerpo que el no penetrase orificios, así que realizamos los debidos…

Cambió y comenzó a cogerme por el culo, que ya lo tenía bastante dilatado y con sus manos me pajeaba mi clítoris… metía dos dedos en el clítoris.

Deseaba sentir su polla en mi boca… así que de un movimiento rápido, volví a cambiar d sitio, y le tomé su pene con la mano, lo pajeaba despacio, suave, pero con fuerza y presión.

Por sus movimientos ya sabía que estaba llegando a la cúspide de las sensaciones… no faltaba nada para que terminara y anhelaba probar el sabor de su leche.

Así que aumenté el ritmo de la boca y la mano también, me agarró por los cabellos, echando mi cabeza atrás, me hundió todo su pene en mi garganta y comenzó a explotar.

Sentí los primeros chorros de su semen en mi garganta, iban en aumento, cada vez salía con más fuerza.

La leche me corría por los bordes de los labios, mas yo no dejaba de chuparlo duro, con prisa, presión y fuerza…

Ya cuando hubo acabado le limpié toda su leche con mi lengua, luego me cargó y sentó otra vez en el escritorio…

Comenzó a meter sus dedos en mi culo y su pene en mi coño así estuvo hasta que me hizo terminar dos veces más… ¡Que maravilloso era sentir aquello!

Ya cuando habíamos recuperado las energías me abrazó, me besó y me dijo que le había encantando como habíamos hecho el amor,

Que jamás había pensado que yo pudiese llevar a un hombre a esos límites de excitación y placer,

Que cada vez que yo quisiese él estaba disponible para cumplir, satisfacer y apagar cada uno de mis incendios sexuales…

¡BRAAAAAAAAAVOOOOOOOOOOOOOOOO!

A partir de ahí todas las tardes nos reuníamos para salir a tener sexo de la forma más salvaje, violenta, desinhibida y porno que ser humano pueda concebir… Espero les guste… Gracias Rey Por Tu Contribución…

Este Relato Es Especialmente Para Ti BEBE ¡!!

Gracias amor por ser como eres, ¡no cambies jamás!…

TE AMO Y PUNTO… BESOOS.

Autor: Reina sexyysalvaje1966 (arroba) hotmail.com

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
  
categoría:

Ningún comentario »

Aún no hay comentarios

Canal RSS de los comentarios de la entrada | URL para TrackBack

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para hacer comentarios.

Bienvenido a la mayor comunidad de escritores de relatos eróticos


Copyright © 2008. Gestores Profesionales de Contenidos Digitales S.L.
Todos los derechos reservados