Relatos eroticos, Sexo, Sexo gratis, Videos porno, Fotos porno, Porno, Porno gratis, xxx

Relatos eróticos Marqueze. El Sexo que te gusta leer.

Sorpresa con mi madre

16 de julio de 2013
por visual69

Tengo algunas experiencias de tipo sexual con mi hermosa madre, pero en este caso deseo manifestar una de tantas fantasías que tengo en la que ella es el motivo de mi deseo.
Tengo 22 años y desde que era adolescente he sido muy caliente. Actualmente estoy estudiando en una universidad de la capital (México), mientras mi madre vive en una ciudad del norte del país. Ella es directora de una escuela pública y a sus 40 años tiene un cuerpazo resultado de su vanidad de mujer hermosa, es muy alegre y cariñosa conmigo. Hace 5 años me vine a estudiar una carrera profesional y 2 ó 3 veces al año regreso al hogar familiar para pasar las vacaciones. Cuando regreso a casa es una tortura para mí el reprimir los mimos que tiene mamá hacía mí y sentir sus grandes tetas frotando mi cuerpo, ver sus deseables nalgas cuando camina sobre sus coquetas zapatillas de tacón. Se pone a barrer la casa y llego atrás de ella con el pretexto de ayudarle y jugamos a que le quito la escoba y siento sus nalgotas, mi mamá se pone roja y se mete corriendo a su recámara. En los días que paso en casa no paro de masturbarme y decirle a mi mami que es muy hermosa, que está preciosa y que ha de poner locos a sus compañeros de trabajo. Ella suspira y me dice “Qué cosas dices hijo, yo ya no estoy para esos trotes”, me confiesa que tiene varios pretendientes pero que no le diga a papá, eso me calienta, le digo que quién es para partirle la cara por desear a mi mamá y se carcajea pero me dice “No hijo se dice el pecado, pero no al pecador”. Sospecho que ha tenido aventuras, en ocasiones llega tarde a casa con el argumento de ordenar documentación, reuniones de trabajo, pero yo conozco el olor e imagen del deseo después del acto, en fin la veo feliz. En una ocasión mi padre me llamó por teléfono a la Cd. de México para preguntar por mi madre que ya llevaba 2 días aquí … ¡conmigo!, que la buscaban sus amigas. Le dije que como tenía exámenes estaba muy ocupado preparando mis temas y que en la noche ella le llamaría porque había salido por comida. Localicé a mi madre y le expliqué la situación me dijo que no quería causarme molestias y que estaba con unas amigas (las que mencionó mi padre que la buscaban allá).
Bueno mi fantasía es la siguiente:
He participado en tríos sexuales con compañeros y compañeras de la escuela, uno de ellos me pasa el contacto de una pareja de provincia que vienen a la capital a tener experiencia. Los contacto y él me hace las preguntas de rigor, nos ponemos de acuerdo para encontrarnos en un hotel que ellos conocen en un día y hora determinados.
Llego puntual, como debe ser, entro a la habitación y me recibe un hombre de aproximadamente 35 años, bien parecido y agradable. Nos ponemos de acuerdo sobre la higiene, el respeto y el no abusar si ella dice no. Me dice que su pareja es una mujer madura, casada y muy hermosa y que le gusta que le digan MAMI. Estoy de acuerdo con todo, apagamos la luz y a oscuras ella sale del baño con una bata transparente en la que alcanzo a distinguir una chichotas (pensé …WOW como a mí me gustan), me dirijo al baño para ducharme y ella me agarra de la entrepierna y se rie. Salgo con la toalla en la cintura y observo que ellos ya empezaron, están acostados en la cama, me acuesto atrás de ella y empiezo a acariciarle la espalda, la manoseo por todos lados, le presiono el pene en sus nalgas y están grandes, deliciosas como las de toda madura.
Ella pasa su mano hacia atrás y me agarra el pene, me lo aprieta con gusto, se para y nosotros la seguimos, él por adelante la empieza a besar y manosear las tetas, yo me coloco atrás de ella y le pego el pene en las nalgas y le acaricio sus tetotas, le beso en cuello, huele a deseo; él le empieza a quitar la bata y OOOH!… siento la maravillosa piel de pétalo de sus chichis coronadas con grandes y duros pezones, ella suspira y la presionamos con nuestros cuerpos, ella enmedio nos agarra del pene y nos masturba, se sienta en la cama y con voz entrecortada por la pasión y el deseo me pide que me ponga el condón. Mientras me lo coloco ella golosa se lo mama a su compañero, agarra el mio y lo empieza a mamar con fuerza mientras masturba al otro. Lo hace con gusto y denota experiencia.
¡Qué rico lo haces mami!… qué chichotas tienes mami, …te vamos a coger rico mami…! le dice él y ella respira profundo con mi pene en su boca.
Ella se acuesta en la cama y le empieza a mamar el pene a él, me jala para que le mamé la pepa… Está deliciosa, empapada con sabor a néctar, la tiene rasurada. Me aplico lo mejor que puedo, le mamo el ano discretamente y tiene un orgasmo en mi boca, delicioso. Me pongo de pie para penetrarla y ella se levanta también.
¿Enciendo la luz?, pregunta él, “Para acomodarnos”.
La luz se enciende y… ¡Zaz…!
La mujer tetona, fogosa, que me lo mamó, a la que acabo de mamarle la pepa y que me regaló los jugos de su orgasmo, que tengo frente a mi… ¡ES MI MADRE!…
Los dos nos quedamos impresionados inmóviles viéndonos a los ojos.
“¿Pasa algo mami?”, pregunta él y esa palabra la hace reaccionar, “Es que es muy joven…!” dice ella, “Si no te agrada creo que no hay problema por él, pero así lo querías para realizar tu fantasía…¿o no mami?, lo voltea a ver con risa nerviosa y le dice “Pero es que…no sé”, “… que qué mami”, le pregunta él, “… no se qué diga él…”, responde.
“Tú que dices, acaso no te gusta?… Te quedaste callado…. “, Yo contesto: ” Sí es preciosa pero…” él interrumpe y dice las palabras mágicas…”Acaso no es una mujer deseable, tiene la edad del deseo, o te bloquea que sea el modelo de la edad o imagen de tu madre?… Además -se dirige a ella- tú querías un joven que tuviera el prototipo de tu hijo, siempre me lo recuerdas, así que es el momento de que le digas que te coja y te diga MAMÁ, vamos continuemos”.
Él la lleva a la cama y la empieza a penetrar, ella me mira y nuestros ojos se penetran, arden de deseo, nos sonreímos y se rompen barreras. “Quítate el condón, me ordena, sé que eres un hombre sano…”, me lo agarra y me lo empieza a mamar, le acaricio las tetotas. “Quiero ver”, dice él y se sienta en un sillón al lado de la cama. “Hazme lo que quieras hijo”, “… sí mamá”, le contesto”.
“Vaya ya asumieron sus roles”, dice él, “cojan rico mientras yo me masturbo, mami realiza tu fantasía”. Se lo meto y me aprieta con las piernas “Qué rica está, mamá, ¿sí, hijo? gózame, cógete a mamá, que rico…”
Con fuerza la bombeo y ella grita de placer, deseo, lujuria, perversión, está feliz, me besa en la boca y siento sus orgasmos en mi verga. “Vaya se ve que te encantó, verdad mamí” . Ella me separa, me acuesta y se me sube y se empieza a mover con desenfreno “Qué pitote tienes hijo, delicioso”, tiene otro orgasmo. Él le dice “…imagínate que es tu hijo en verdad, hazle lo que quieras”, “¿sí hijo?”…sí mamá”, se baja y empieza a mamármela, él se une y la penetra por atrás. Ella lo acuesta boca abajo y se le sube y me dice “aquí”, se agacha y ve sus maravillosas nalgonas con un ano tentador. Rápidamente agarro el lubricante de mi pantalón y embarro mi verga y el ano de mi mamá. La penetro suavemente, ella toma mi mano derecha y la lleva a sus grandes tetas. Es el paraíso hecho realidad. Probé la pepa, la boca y el culo la mujer perfecta, de las más deseada por mí, del gran objeto del deseo de todo hombre, sus pezones están grandísimos, suaves, duros, elásticos. Cambiamos de posición y él la penetra por el ano, acostado, ella sentada encima y yo en su pepa, le mamo las tetas, le doy besos de lengua deliciosos… me dice “Te amo hijo, esto es lo máximo”, “sí mamá yo también la amo, no sabe cómo la deseo, sienta cómo me pone”. “Vamos cógete a tu mamá, dile mamá, a ella le calienta la idea, métesela otra vez por el culo”, se lo saca él y al cambiar de posición eyaculó sobre la cama, esto me deja el campo libre. Nos orillamos a la cama y se agacha levantando las nalgas invitándome ese delicioso culo que penetro con fuerza, despacio, profundo, ella gime de placer y siento otro orgasmo que me aprieta con su culo. “Quiere que me venga mamá?”, le pregunto y esa expresión hecha con respeto a alguien que se le habla de Usted tiene un efecto maravilloso pues ella tuvo un orgasmo y yo una eyaculación inmensa, eterna, sentía que su culo me ahorcaba el glande. Disfruté de las nalgas de mi mamá hasta extasiarme, esas nalgotas que siempre había deseado, prohibidas para mí, las que aparecían en todas mis masturbaciones de adolescente y adulto. Estuvimos un buen rato con mi pito algo flácido dentro de su ano y ella con su mano me acariciaba, yo le besaba su cuello, le olía su nuca, el placer pleno, le decía que estaba preciosa, buenísima, que me encantaba que fuera caliente…”Siempre me ha gustado mamá” y me respondió con delicioso beso de lengua.
“Qué tal estuvo mami”, preguntó él… “Fue lo máximo”, respondió ella. Estuvimos una rato acostados los tres en la cama, ella enmedio dándole la espalda a él, ella y yo no nos quitábamos la mirada de los ojos, sonriendo, felices, una felicidad perversa, lujuriosa, cómplice, ardiente, pecadora.
“Bueno es hora de irnos, que tu esposo te va a hablar y le dirás que estamos saliendo del diplomado que viniste a tomar a la capital, adiós joven, fue una experiencia maravillosa, esto, tenemos por regla no se repetirá, esperamos que seas discreto y si llegamos a vernos en la calle no nos conocemos, por favor”, “sí lo sé, no se preocupen” – respondí, “y nada de pedir dirección o teléfono”, me dijo y volteando a ver a mi mamá sonreímos y contesté “Sí, no es necesario”.
Me duché, y aparecieron ellos, nos duchamos juntos, mi mama me agarró el pene y me lo lavó, enjabonó y masturbó hasta sacarme la última gota, como diciendo todo me pertenece y nada para nadie más, por ahora. Salimos nos vestimos y me despedí, ella me dio un beso maternal cerca de la boca como deben ser los que da una madre a su hijo fogoso, un beso que deja la huella del deseo por lo prohibido.
Camino por la calle con cara de felicidad, lo digo porque todo mundo me veía y me sonreía, llego a mi departamento y me vuelvo a masturbar pensando en lo que pasó. Me juro que esa será la última masturbación pensando en mi mamá porque los próximos encuentros serán otra cosa.
visual69.

GD Star Rating
loading...
GD Star Rating
loading...
Sorpresa con mi madre, 9.2 out of 10 based on 64 ratings
  
categoría:

1 comentario »

  1. visual69 dice:

    Quiero aclarar que el título original con el que he publicado el presente texto es “Trio incesto sorpresa con mi madre”,para evitar malos entendidos y no se diga que es una copia o no se me reconozca la autoria del texto, gracias.

    GD Star Rating
    loading...
    GD Star Rating
    loading...

Canal RSS de los comentarios de la entrada | URL para TrackBack

Deja un comentario

Debes iniciar sesión para hacer comentarios.

Bienvenido a la mayor comunidad de escritores de relatos eróticos


Copyright © 2008. Gestores Profesionales de Contenidos Digitales S.L.
Todos los derechos reservados