Menuda suerte¡¡¡

Esto sucedio hace unos meses, soy profesor de Historia y estaba en una recepcion que se hacia en un museo en Buenos Aires, conocia a las asistentes pero la verdad no me atria mucho ninguna, habia alguna veterana interesante, entre ellas Gabriela la protagonista de la historia que voy a contar, pero hacia poco salia con mi nueva novia y cogiamos todos los dias estaba plenamente satisfecho, habia tomado varios vasos de cerveza por lo que tenia deseos de orinar, el baño de abajo estaba ocupado asi que fui al baño de arriba, encendi la luz pero olvide trabar la puerta, en cuanto estaba terminando de mear siento que la puerta se abre de repente y veo la sombra de una mujer que entro bruscamente se sento sobre la bacha, sebajo la bombacha a la altura de los tobillos e instantaneamente senti el caracteristico ruido y el olor, estba cagando en el lavatorio¡¡¡
Cuando la mire, me dijo sollozando y con la cara enrojecida:
_-No podia mas un segundo mas y me cagaba por favor te pido mil disculpas me da mucha vergüenza esto.
Fui hasta la puerta y le puse la traba,apoye mi mano en su hombro y le dije que se tranquilizara,que eramos humanos y eran cosas que pasan, me agradecio mientras su cara mostraba alivio mientras seguia defecando sobre la pileta, en lo bizarro de la situacion me excito mucho ver su bombacha blanca de seda sobre sus tobillos milagrosamente limpia, cuando termino me dijo,:
– vos sabes que soy la directora del museo nacional de investigaciones, esto no puede trascender, tiene que quedar entre nosotros, necesito tu ayuda para arreglar esto, a cambio podes pedirme lo que quieras pero ayudame a limpiar lo que hice por favor si se enteran de esto me despiden, este es el baño privado de la directora de aca. Por supuesto lo que vino fue un poco desagradable limpiamos su caca que era abundante con una bolsa de papelque tenia y luego hicimos correr mucho agua y jabon, gabriela se higienizo en el bidet y el asunto se arreglo en 5 minutos incluso encontramos desodorante y nada parecia haber pasado alli.
Salimos del baño, la tome de una mano y la lleve a una habitacion donde se exponian muebles coloniales,no tenia un condon pero mi calentura era muy grande la bese, baje su vestido comence a chuparle las tetas, le saque su bombacha blanca y comence a penetrarla sin nada despues de un acuerdo que eramos sanos los dos y que tomaria lapildora del dia despues por las dudas, mi pene comenzo a bombear sus paredes eran calidas y humedas, despuesd e un rato acabe con una importante cantidad de leche a pesar de que habia cogido con mi novia unas horas antes, ella acabo casi en simultaneo conmigo , despues nos quedamos un rato haciendonos mimos, y mas tarde me masturbo y me chupo la pija tragandose todo, al final de todo eso bajamos, todos nos preguntaron donde estabamos y le dijimos al resto que estabamos hablando sobre un proyecto para el museo el año proximo, en eso aparecio su marido y ella se fue, no sin antes se despidio y me dijo aloido, gracias por el secreto y tambien por ese ratito

Me gusta / No me gusta